Monday 16 de January de 2017

A 90 años de las Misiones Culturales

Arterias

     17 Jan 2013 03:20:00

A- A A+

Compartir:
José Vasconcelos fue el iniciador del programa de las Misiones Culturales. (Cortesía)
José Vasconcelos fue el iniciador del programa de las Misiones Culturales. (Cortesía)

“La cultura engendra progreso”
José Vasconcelos

Un país lacerado por la guerra, con tremendas y desastrosas desigualdades sociales, económicas y políticas, un nuevo sistema de gobierno en prueba iniciando profundas transformaciones de carácter institucional y una promesa de “justicia para todos los habitantes de la nación”, no estamos describiendo el México actual aunque pareciera, sino que referimos estos hechos postrevolucionarios para entender el nacimiento de las Misiones Culturales que hace 90 años iniciaron un proceso artístico–cultural sin precedentes en nuestro país.
Vale la pena conmemorar y reconocer el primer programa institucional de descentralización de la cultura que tuvo nuestro país de la mano de fuertes transformaciones en el ámbito de la política pública. Con la visión de un verdadero estadista como José Vasconcelos nace el programa de Misiones Culturales, de la Secretaría de Educación Pública, en un esfuerzo por erradicar “la ignorancia” y llegar a los lugares más recónditos del país.
Las Misiones Culturales fueron además de un programa educativo, una acción preventiva contra el ocio, los vicios y la delincuencia de aquella época. Con actividades artísticas como la música, danza y teatro, las Misiones Culturales iniciaban el proceso de ir construyendo una democracia cultural desde la participación activa de la comunidad.
Un proyecto de formar una nueva sociedad mexicana, moderna, educada y justa.
Desgraciadamente el éxito de las Misiones Culturales se vio interrumpido por las campañas electorales de 1929 y desde esa fecha los problemas son los mismos, con soluciones ineficaces y mediocres que se han ido pintando de colores, partidos y promesas sin saldar la deuda histórica con las comunidades y municipios.
Hoy, a 90 años de la implementación de las misiones, la descentralización cultural se antoja como una utopía de quienes estamos enamorados de esta labor. Los magnos presupuestos para la capital del país así como la acción reducida a ciertas capitales de los estados vuelven casi inalcanzable el día en que México viva en una democracia cultural.
Parece inconcebible que a casi un siglo de distancia las instituciones federales, estatales y los marcos legales sigan fracasando en el intento de garantizar el acceso a bienes y servicios culturales a sus ciudadanos.
Es necesario mirar hacia dentro y concientizar que el verdadero trabajo cultural debe hacerse en comunidades, zonas rurales, colonias y darle a los municipios lo que la burocracia centralista le ha negado por décadas, estar inserto en las dinámicas de planeación, acción y desarrollo de políticas culturales, programas y presupuestos.
En medida que reduzcamos la abismal desigualdad artística y de política cultural que existe en nuestro país podremos llamarnos un México justo.

Twitter:@mantramexicano




Lo más leído
Sevilla remonta, trunca racha del Madrid y se pone a uno
Mineros, listo para recibir a Puebla en la Liga MX
La Juve cae ante Fiorentina y queda presionada en la cima
Inauguran cancha de Capital Soccer en Guadalupe
Los Steelers buscarán revancha ante Pats en final de Americana
En un clásico de suspenso, Packers eliminan a Cowboys
Mineros caen ante Leones Negros en Segunda División
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.50
Venta 22
€uro
Compra 22.82
Venta 23.32

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad