Thursday 23 de March de 2017

AMLO: vida privada de un hombre público

     22 Jun 2012 04:00:00

A- A A+

Compartir:

"En marzo de 2005 el Presidente Vicente Fox -con el apoyo de la Suprema Corte, de Televisa, del PRI, del PAN y, tras bambalinas, de Carlos Salinas y Diego Fernández- se disponía a derrocar al gobierno del Distrito Federal con el más burdo e insultante de los pretextos”.

El texto anterior, está tomado del libro "AMLO: vida privada de un hombre público", del periodista Jaime Avilés. Obra presentada el pasado miércoles 13 de junio y que incursiona en la parte no conocida del candidato de las izquierdas a la Presidencia de la República.
“En 1521 naves de procedencia desconocida atracaron en la costa del Golfo de México y sus tripulantes declararon que a partir de ese momento toda la tierra que abarcaran con la vista pertenecía al rey de España y al Papa de Roma”.
“En 1982 otros hombres de procedencia desconocida se introdujeron en las arcas del Banco de México y proclamaron que desde ese momento todo el dinero que abarcaran con su vista pertenecía al Banco Mundial y al Fondo Monetario Internacional”.
 “Los nuevos invasores destruyeron las estructuras políticas, económicas y sociales del Estado nacional mexicano, vendieron sus principales riquezas y se hicieron muy ricos ellos mismos”. (Del título: “Los invasores”).
Andrés Manuel, cuenta su vida a Jaime Avilés: originario de la comunidad de Tepetitán, Macuspana, Tabasco, hijo de un trabajador petrolero de las brigadas exploratorias. Recibe en 1977, a los 24 años de edad y por recomendación del poeta Carlos Pellicer, el nombramiento de Coordinador Regional del INI en la región maya chontal de Tabasco, con la encomienda de atender 84 comunidades marginales de Centla, Macuspana y Nacajuca, lo que le permitió el trato directo con más de 80 mil personas y motivó la sensibilidad social que lo caracteriza.
Encontró abandono a los descendientes de los mayas: “Sin médicos ni medicamentos. Sin caminos ni medios de transporte. Sin tierras. Sin dinero.  Sin trabajo. Sin proyectos. Sin esperanzas. Sin futuro. El piso era de tierra, o más bien de lodo, adultos y niños dormían en hamacas. Los asediaban las garrapatas, los devoraban las chinches. Lombrices intestinales. Los piojos. Los tábanos, los jejenes, los chaquistes…”, recordaría años después en entrevista.
El 12 de noviembre de 1981 en Villahermosa, López Obrador recibiría el reconocimiento personal del entonces presidente López Portillo. En Tabasco “hay un esfuerzo de integración, lleno de imaginación y posibilidades”, señaló el mandatario.
Conoce a Rocío, la que sería su esposa en la Universidad Juárez Autónoma de Tabasco. Ella, estudiante de Ciencias de la Comunicación. Él profesor de Introducción a la Sociología en la Institución en 1976.
Cuenta Andrés Manuel sus vivencias de juventud: su amistad con el poeta Carlos Pellicer, quien le recomienda para ser alojado en la Casa del Estudiante de Tabasco en la Ciudad de México, donde estudiaría Ciencias Políticas y Administración. Luego se muda, junto con tres jóvenes a un cuarto de vecindad en el pueblo de Copilco el Alto, toda vez que, en el gobierno de Echeverría, las casas de estudiantes de provincia, “quedaron en la mira de los órganos de seguridad, que buscaban por todas partes guerrilleros”. “Teníamos una parrilla eléctrica. Para hacernos un caldo, comprábamos un hueso en la carnicería, y lo usábamos más de una vez”, recuerda.
Narra lo que nunca ha negado. Fue presidente del PRI en Tabasco. “El PRI era para mí un pacto de revolucionarios. Un partido que tenía el deber de actuar siempre en beneficio de las clases más pobres de la sociedad. Consideraba que como partido mayoritario, el PRI tenía que estar a la vanguardia de la reforma política y ser agente modernizador de todo el sistema”, consideraba.
Redacta su tesis profesional: Proceso de formación del Estado nacional en México 1821-1867. Es designado por Clara Jusidman Director de Promoción y participación del Instituto Nacional del Consumidor, donde organiza uno de los servicios más exitosos de atención a los consumidores con la cancioncita pegajosa: "5-6-8-8-7-22".
Sigue de cerca los pasos del Frente Democrático Nacional y con ello, la salida del PRI, de Porfirio Muñoz Ledo y Cuauhtémoc Cárdenas. El 6 de julio de 1988, es invitado a ser candidato del FDN al gobierno del estado de Tabasco. Era, como dice Avilés: “Enfrentar al PRI donde no había tradición opositora o quedarse en la capital a continuar su cómoda carrera burocrática”. Opta por lo primero.
En el capítulo 8, Jaime Avilés cuenta “Donde se pone a prueba la entereza de un hombre que, luego de ganar la presidencia del PRD y el gobierno de la Ciudad de México, sufre la muerte de su esposa y debe enfrentar grandes responsabilidades públicas y al mismo tiempo sacar adelante a sus hijos”
Finalmente el capítulo: “donde se revelan los ingredientes de la receta secreta para preparar un veneno llamado odio, el uso que se le dio para intoxicar a la población,”  el desafuero, las elecciones y el fraude electoral de 2006.
Y en 2012 “¿20 millones de votos?  ¿Por qué no?”.
 “Eso ya no depende de él. Depende de nosotros”.


*Profesor universitario




Lo más leído
Muere un hombre al ser atropellado por un tráiler
Advertido, un funcionario de la Conafor por mal uso de vehículo
Visita al doctor
Celebra Grupo Editorial Zacatecas 20 años, con el lanzamiento de 'Imagen Plus'
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 18.99
Venta 19.49
€uro
Compra 20.51
Venta 21.01

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad