Wednesday 22 de March de 2017

Arañas negras bajo el cielo de España

     15 Oct 2012 03:30:00

A- A A+

Compartir:

Cuando veo o escu­cho una obra es­tética, me pre­gunto sobre el orden de lo im­probable: ¿cómo pueden configurarse estruc­turas complejas a partir de lo que existe sólo en el vaho vir­tual, sin recurrir a ropajes raí­dos? ¿Cómo el estallido de for­mas múltiples es capaz de sacudir íntegramente nuestra entidad, y no sólo el pensa­miento? Con las estructuras artísticas el goce estético es inherente, independientemen­te de la naturaleza del tema que lo anime.

A contrapelo de las estruc­turas gustosas del arte, los in­dividuos contemporáneos se enfrentan a otras que en oca­siones se transforman en ver­daderos calabozos: asfixiantes y mortales. Pensemos en las sociedades que se encuentran en una crisis de magnitudes aún insospechadas, como le sucede a España. Allá los ar­quitectos del laberinto econó­mico habían erigido un mode­lo consumista que parecía bien sintonizado al Estado de bien­estar.

Los ingenieros sociales de­cidieron instaurar una estruc­tura cuyos pilares eran el im­pulso ilimitado al crédito y al consumo, pero sin fortalecer las industrias manufactureras que le dan soporte al gasto im­productivo. Mientras que los cantos de sirena de la publici­dad y la propaganda buscaban embelesar los oídos de los ciu­dadanos para que éstos se abandonaran felizmente a la carrera por el confort inme­diato, crecía sin piedad la bur­buja inmobiliaria y, por tanto, la incapacidad de pago.

Por supuesto, bancos y go­biernos jamás dieron señales de alarma a la población, adu­ciendo que nadie había sido capaz de pronosticar la catás­trofe mundial que se avecina­ba. Ahora resulta que estas complejísimas estructuras eco­nómicas son manejadas por incompetentes y zafios que, eso sí, nunca pierden sus in­dignantes bonos y liquidacio­nes multimillonarias. Salen de la crisis aún más boyantes, en tanto que los ciudadanos experimentan el dolor por el desempleo de larga duración y la escasez dineraria.

Las arañas negras urdie­ron redes de tragedia bajo el cielo de España, sin pensar ja­más en las personas concretas porque el valor supremo es, hoy en día, abstracto. Nada los conmueve, ni las familias en desahucio, ni los viejos empo­brecidos, ni los niños mal nu­tridos, ni los millones de jóve­nes sin empleo y educación.

Ahora políticos y empre­sarios vuelven cargados de nuevos cantos de sirena y lan­zan a los ciudadanos otro dis­parate mayúsculo: el mayor sufrimiento tendrá mañana una recompensa para los hé­roes de hoy. Nadie se traga la nueva zanahoria, basta con­sultar el índice de descrédito de los políticos.

Aquí en México ¡los gobier­nos estatales siguen diciendo que el endeudamiento es ma­nejable!

*Mimbro del SNI
consolovin@hotmail.com




Lo más leído
Asesinan un hombre en Tránsito Pesado
El Chichilo protagoniza una riña
Hombre se dispara en el pie por accidente
Civiles armados agreden a balazos menor de edad
Registran baja en ventas por paro de labores en la UAZ
Video: Rinoceronte 'pide' a camarógrafo que le rasque la panza
Cornada a Romero
Del Castillo lamenta no estar en México con Ingobernable
Durante febrero se reportaron 135 mil 766 delitos del fuero común
Se lucen zacatecanos en Copa Jalisco de BMX
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 19.01
Venta 19.51
€uro
Compra 20.55
Venta 21.05

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad