Thursday 23 de March de 2017

Cierran cine para reconstruir hechos por asesinato de niño

     13 Nov 2012 10:19:46

A- A A+

Compartir:
CIUDAD DE MÉXICO.- Una sala de cine en Iztapalapa fue cerrada  después de que saliera a la luz pública ayer el caso de un niño que fue atacado ahí con arma de fuego el pasado 2 de noviembre y quien murió dos días después en un hospital del DF.   Se trata del niño Hendrik Cuacuas, de 10 años de edad, quien acudió con su papá y su hermana al complejo de Cinépolis de Plaza Ermita para ver la película Ralph El Demoledor.   En una de las salas, de acuerdo con autoridades capitalinas, el menor recibió un disparo en la cabeza, el cual provino de la fila anterior a la que estaba sentado.   La Procuraduría General de Justicia del DF informó que acudió al lugar para cerrar la sala donde se registró la agresión y preservar el lugar de los hechos.   El subprocurador de Averiguaciones Previas Centrales, Edmundo Porfirio Garrido Osorio, confió en que aún puedan ser ubicados indicios para esclarecer el asesinato del menor.   Detalló que el disparo fue realizado desde atrás del lugar donde estaba sentado Hendrik y su familia ya que el cuerpo del menor presenta un orificio de bala con entrada en la parte izquierda, muy cercano al oído, y no tiene orificio de salida.   Peritos en balística realizarán una reconstrucción de hechos para conocer la trayectoria del proyectil y la mecánica del disparo. De igual forma todo el personal del cine, ubicado dentro de Plaza Ermita, que estuvo el viernes 2 de noviembre en el lugar será llamado a declarar.   El subprocurador explicó que la averiguación previa se inició en la delegación Cuauhtémoc debido a que el niño falleció en un hospital privado cercano a esa zona y no fue sino hasta la tarde del lunes cuando la Fiscalía de Homicidios tomó conocimiento de los hechos.   “Personal de la fiscalía esta rumbo a la sala donde fue el evento para también preservar el lugar y nosotros buscar los indicios que corresponden.”   La averiguación previa se inició el 3 de noviembre y se reclasificó el 4, cuando Hendrik perdió la vida.   Ese día el niño, su hermana y su papá veían la película Ralph El Demoledor en los asientos 15, 16 y 17 de la fila G, en cuya sala habían otras 200 personas.   El subprocurador explicó que se investiga si en el momento en que se abrió la averiguación ya se sabía que Hendrik había recibido un balazo, además de si Cinépolis realizó las diligencias pertinentes para atenderlo, pues fue llevado en un carro al hospital de la Comunidad Económica Europea donde fue dejado y posteriormente el padre pidió que lo trasladaran a un lugar privado.   La Subprocuraduría de Atención a Víctimas del Delito y Servicios a la Comunidad ya entró en contacto con la familia para proporcionar asesoría legal.   Cinépolis fija postura   A través de un comunicado, la cadena de cines Cinépolis admitió que su personal atendió la emergencia el 2 de noviembre a las 20:40 horas conforme al protocolo. Explicó que se llamó a los servicios de emergencia, se brindaron primeros auxilios y se trasladó en un automóvil al menor debido a que la ambulancia demoró demasiado.   Enrique Cuacuas, padre del menor, confirmó ayer en la PGJDF que dentro de la sala sólo observó cómo su hijo se convulsionaba, pero no vio ninguna luz o escuchó algún disparo, de igual forma dijo que solicitó una audiencia con el procurador y ésta, al cierre de esta edición, no le había sido concedida.   “Estábamos dentro de la sala, no oí ningún disparo, ningún flashazo, nada, pero empezó a convulsionar, volteé y observé que estaba agitado, subí mi mano a su cabeza y estaba sangrando”, dijo. Al salir de la Procuraduría aseguró que se enteró que su hijo fue baleado hasta las 00:30 horas cuando en un hospital privado le enseñaron tomografías de la cabeza del niño.   Aseguró que el personal de Cinépolis no brindó los primeros auxilios de manera adecuada al niño y lo subieron en un auto particular para llevarlo al hospital. Explicó que él fue por su auto al estacionamiento y el personal del cine se fue sin decirle a dónde.   Aseguró que él no tiene problemas con nadie por lo que descartó una venganza y dijo que en el Cinépolis de Plaza Ermita ya han ocurrido cuatro eventos de este tipo.   Bala se alojó en la cabeza   El Instituto de Ciencias Forenses (Incifo) del Tribunal Superior de Justicia del DF confirmó ayer por la noche que la madrugada del 5 de noviembre, aproximadamente a las 02:00 horas, recibió el cuerpo del menor Hendrik, quien fue lesionado por un disparo.   En la necropsia practicada el Incifo determinó que el proyectil que causó la muerte penetró en la cabeza –región parietal derecha-, y no se encontró orificio de salida. El proyectil fue extraído y enviado al Ministerio Público.   El cadáver fue entregado a sus familiares el mismo día, a las 5:25 horas. El TSJDF informó que el menor resultó lesionado aproximadamente a las 20:15 horas por un proyectil de arma de fuego.   –Con información de Gerardo Jiménez                      


Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 18.98
Venta 19.48
€uro
Compra 20.50
Venta 21

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad