Wednesday 18 de January de 2017

Cultura y desarrollo

Arterias

     28 Jul 2011 03:20:00

A- A A+

Compartir:
Los talleres artesanales y artísticos son una manera de promover la cultura.
Los talleres artesanales y artísticos son una manera de promover la cultura.

Por su multiplicidad de conceptos, acotaciones, matices y aristas la cultura vive siendo víctima de su propio éxito. Desde el ámbito conceptual, operacional y no se diga en las políticas públicas que de ella emanan.
La cultura, en cuanto a gestión se refiere, en diversas ocasiones se ha conformado como un paquete sólido de políticas públicas el que reciben los ciudadanos, la comunidad y los artistas.
Una visión setentera de que el Estado proteccionista debe “dar” y debe “acercar” cultura a los ciudadanos, premisas anacrónicas, falsas y cero funcionales. Pues en esa lógica la construcción de programas culturales van de arriba hacia abajo, es decir, de las instituciones a la sociedad, lo que muchas veces produce intervenciones fallidas y de poca aceptación por parte de las comunidades.
El trabajo en cultura debe ser siempre trazando un eje ascendente, o sea que la misma sociedad vaya trazando las líneas y programas culturales tomando en cuenta su situación política, económica y de desarrollo que tiene.
La construcción de políticas culturales desde las bases no sólo son más funcionales sino que desembocan en la trascendencia temporal y en el cambio sociocultural que se espera.
El concebir a la política cultural como un “paquete que sólo se da” nos convierte en gestores planos desvinculados de la ya denominada industria cultural, que son todos esos procesos económicos inmersos en la mercantilización de la cultura, para muchos una ofensa para otros necesaria.
Sin entrar en debates de la bondad o maldad de la industria cultural es necesaria ver a la cultura como motor del desarrollo.
En una sociedad como en la que hoy vivimos, con profundos problemas de deterioro en las relaciones entre los individuos y de convivencia, el situar a la política cultural como política pública de desarrollo no sólo es un acierto sino que es necesario.
Una sociedad con políticas públicas culturales como eje de desarrollo es una sociedad integrada y cohesionada por valores comunes, con una identidad cimentada en el patrimonio y en las tradiciones, consciente de su herencia cultural, de su cuidado y preservación. Lo anterior son ventajas hacia el interior de la comunidad.
La vocación cultural aunada al desarrollo detona en primera instancia la proliferación de iniciativas privadas inmersas en las artes, las artesanías o la cultura, la creación de productos y servicios culturales de alta calidad, la necesidad por parte de creadores y gestores de la profesionalización y especialización artística-cultural, el posicionamiento como un destino turístico-cultural y la creación de organismos civiles encargados de la vigilancia y mejoramiento de las políticas culturales.
El ámbito cultural nos muestra nuevamente la bondad y potencialidad de su vocación, está en nosotros el aprovecharlo o nuevamente seguir siendo testigos de cómo otras sociedades generan políticas de desarrollo cultural exitosas.
Twitter: @mantramexicano
                            *Director de la Casa Municipal de Cultura




Lo más leído
Dejo gubernatura y busco candidatura al 100: Moreno Valle
Reportan balacera en un colegio de Monterrey
Confirman elenco para la Feria de Carnaval Río Grande 2017
Comisión de Salud exige informe sobre quimioterapias falsas
Pesa nueva acusación contra Rodrigo Medina por incremento patrimonial
Descartan que ataque a Fiscalía de Cancún fuera por rescate de detenidos
Académicos de la UNAM ganan premio en nutrición
Anuncia INAI ahorro por 45 mdp; reduce pago de telefonía celular
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.73
Venta 22.23
€uro
Compra 23.14
Venta 23.64

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad