Monday 23 de January de 2017

Democratizar productividad para tener desarrollo incluyente: Videgaray

     10 Jan 2013 18:44:50

A- A A+

Compartir:
Luis Videgaray Caso, secretario de Hacienda.
Luis Videgaray Caso, secretario de Hacienda.

MÉXICO, DF.- México debe democratizar la productividad para generar un desarrollo incluyente, en el cual se generen empleos bien remunerados para todos y no sólo para unos cuantos, consideró el secretario de Hacienda, Luis Videgaray Caso.

En la clausura del "Foro México 2013", realizado por los principales organismos internacionales, dijo que la productividad no ha crecido desde 1980 a la fecha, "somos uno de los pocos países en el mundo donde en 30 años, ante diferentes conceptos políticos o entornos internacionales, la productividad no ha crecido".

Para democratizar la productividad, planteó, México tiene que llevar a cabo una ambiciosa agenda de reformas en materia fiscal, energética, educativa, de telecomunicaciones, competencia o seguridad social, muchas de las cuales están consideradas en el Pacto por México.

Es innegable, dijo, que hay un gran optimismo en torno al futuro de México, pero también este es apenas el principio, "los mexicanos tenemos ahora la oportunidad de, con nuestro trabajo, con nuestra capacidad de construir los cambios que México necesita y merece, construir un mejor futuro".

Señaló que para tener un crecimiento incluyente, necesitamos partir de la estabilidad de la economía, la cual nunca es un fin en sí mismo, pero es una condición para crecer de manera sostenido.

Destacó que México ha hecho de la estabilidad macroeconómica una política de Estado, con un banco central autónomo, una política fiscal en equilibrio y un sistema financiero de los más sólidos en América Latina y el mundo.

Además, agregó, ha tomado decisiones que permiten proteger la estabilidad macroeconómica ante un mundo convulso y con riesgos, como contar con un régimen de tipo de cambio flexible; tenemos reservas altas o la línea de crédito flexible con el Fondo Monetario Internacional, entre otras.

"Todo esto no sólo refleja que México es un país estable, sino que es un país donde predomina la convicción por la estabilidad, y esto seguirá siendo así, no se tenga la menor duda, en la administración del presidente Enrique Peña Nieto", aclaró.

No obstante, insistió, la estabilidad es solamente uno de los medios y de los pilares, para lograr lo importante: un crecimiento económico que se vea reflejado en el bolsillo de los mexicanos, que a las familias les vaya mejor y los mexicanos ganen más por su trabajo.

Así, añadió, este desarrollo incluyente con crecimiento es un reto de productividad, "y esa debe de ser la palabra fundamental, el concepto rector de la política económica: la productividad, pero no cualquier productividad".

Aseveró que si la productividad no es para todos, no es la productividad que queremos, ya que sirve de poco tener ejemplos de excelencia, si en la mayoría de la población no es parte de este esfuerzo de productividad.

El secretario de Hacienda consideró que el reto que tiene México es superar lo que nos ha ocurrido desde 1980 a la fecha, que la productividad, medida como la productividad total de los factores, no ha crecido.

"Somos uno de los pocos países en el mundo, donde en 30 años, ante diferentes contexto políticos, en distintos entornos internacionales, a veces favorables, a veces muy complejos, la productividad en México no ha crecido", añadió.

Así, la política económica debe tratar de democratizar la productividad para que le alcance a los habitantes de todas las regiones del país, para lo cual se tienen que llevar a cabo una profunda agenda de reformas.

Entre estas mencionó una reforma educativa para democratizar el capital humano, una reforma energética para democratizar el acceso de la energía, que esta sea suficiente y a bajo costo, o una reforma en telecomunicaciones para democratizar el acceso a la tecnología de la información.

Asimismo, llevar a cabo una reforma financiera para democratizar el crédito, una reforma en materia de competencia para combatir prácticas anticompetitivas o una reforma en seguridad social para que esta sea universal, entre otras.

Videgaray Caso apuntó que para hacer todo esto, es necesaria una reforma fiscal que le dé al Estado mexicano en su conjunto la capacidad financiera de cumplir con sus obligaciones de generar educación, salud, infraestructura, "es decir, esta economía democratizadora de la productividad".

Esto implica una reforma que sea justa, en la que quien genere más utilidades, pague más, "hagamos de la política fiscal un instrumento de redistribución del ingreso y redistribución de la riqueza", acotó.

Resaltó que para lograr todos estos cambios, México lo está haciendo apostando a su democracia a través de los acuerdos políticos, entendiendo que hoy en México la pluralidad de ideas, de pensamiento, de posiciones, es parte de nuestras fortalezas.

Por eso, dijo, las principales fuerzas políticas y el gobierno han firmado el Pacto por México, con una agenda ambiciosa de reformas, que tiene calendarios y tiempos y en la que se está trabajando.

"México tiene una gran oportunidad de convertirse en un país que genere un desarrollo incluyente; que genere empleos bien remunerados, no solamente para unos cuantos, sino para todos. Para eso, los mexicanos tenemos mucho trabajo por delante", afirmó.

Señaló que a través de esfuerzo colectivo es como se puede dar a México esta democratización de la economía, que es a final de cuentas el objetivo central del Pacto por México, expresó Videgaray Caso.

 




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.39
Venta 21.89
€uro
Compra 22.93
Venta 23.43

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad