Saturday 21 de January de 2017

Día del Maestro

La labor del maestro no es nada fácil, la responsabilidad que implica formar y orientar a nuestros niños y jóvenes es un gran compromiso, requiere de esfuerzo, dedicación y sobre todo congruencia

     13 May 2011 04:00:00

A- A A+

Compartir:

Educar es  depositar en cada hombre toda la obra humana que le ha antecedido, es hacer a cada hombre resumen del mundo viviente, hasta el día en que vive; es ponerlo a nivel de su tiempo, con lo que podrá salir a flote sobre él
-José Martí
 
El día del maestro se conmemoró por primera vez en  México el 15 de mayo de 1918 siendo presidente de la República Venustiano Carranza quien firma el decreto que declara tal día como la fecha conmemorativa para la labor del maestro.
Fueron los diputados Benito Ramírez García y Enrique Viesca Lobatón quienes presentaron la iniciativa para que el día 15 de mayo fuera instituido como Día del Maestro; la propuesta fue aprobada el 27 de septiembre de 1917.
La labor del maestro no es nada fácil, la responsabilidad que implica formar y orientar a nuestros niños y  jóvenes es un gran compromiso, requiere de esfuerzo, dedicación y sobre todo congruencia, pues es en el aula donde se complementa la tarea de trasmitir enseñanzas y valores, factores determinantes para su desarrollo.
En la escuela, niños y niñas explotan su capacidad innata de aprender, desarrollan las habilidades que alimentan ese deseo de saber sobre todo lo que les rodea y construyen las aptitudes que forjan su carácter, todo en su conjunto incide en la formación de los futuros ciudadanos mexicanos.
El maestro juega un papel primordial en este proceso, es el guía, el que aporta los elementos para el aprendizaje, su tarea consiste en mantener al educando en el camino, a orientarle en la mejor dirección, a incitar a la competitividad sana, mostrándoles a los educandos que siempre se puede mejorar en todo lo que hacemos; y sobre todo a mantener vivo ese deseo de aprender, de eso depende que  una vez que nuestros niños se convierten en jóvenes mantengan el interés por seguirse formando.
Para realizar con éxito el proceso se requiere del alumno, entre otras cosas trabajo, energía,  disposición plena y capacidad receptiva; en el maestro: vocación, humanidad, entrega, lucha; con estas herramientas basta incluso para transformar consciencias y construir nuevos horizontes.
Para impulsar un mejor nivel educativo, se requiere que cada parte en el proceso cumpla  con la encomienda que  se le ha confiado.
Felicidades a todos los maestros y docentes universitarios por hacer de la enseñanza su proyecto de vida.

Educar es creer en la perfectibilidad humana, en la capacidad innata de aprender y en el deseo de saber qué la anima, en que hay cosas (símbolos, técnicas, valores, memorias, hechos...) que pueden ser sabidos y que merecen serlo, en que los hombres podemos mejorarnos unos a otros por medio del conocimiento.
-Fernando Savater

*Docente-investigadora de la UAZ




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.56
Venta 22.06
€uro
Compra 23.05
Venta 23.55

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad