Tuesday 24 de January de 2017

El castigo divino existe en enfermedades como penitencia

     18 Aug 2012 11:42:00

A- A A+

Compartir:
CIUDAD DE MÉXICO.- Al menos 50% de los mexicanos considera que las enfermedades o incluso ciertos accidentes son un castigo divino, indicó María Isabel Barrera, doctora en sicología y salud de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).   La experta dijo que “los mexicanos, en general, tienden a relacionar los hechos —trágicos o no— con premios o castigos del destino, de la vida o de creencias religiosas.   “La sociedad mexicana tiene una educación y estilo de vida culpígenos, sobre todo cuando existe una enfermedad crónica e incurable y que, además, se nota a simple vista”, explica Barrera.   Por ejemplo, cuando se trata de padecimientos que no se ven (como las primeras etapas del cáncer) no hay comentarios alrededor del paciente.   Sin embargo, “cuando el padecimiento progresa y comienza a notarse, como en el caso de la psoriasis (enfermedad incurable y no contagiosa de la piel que genera escamas rojas y plateadas), la familia, amigos, enemigos, vecinos y demás opinarán y calificarán si el enfermo fue bueno o malo y, en consecuencia, está siendo castigado”, explicó.   Las enfermedades no son un castigo divino, indicó la experta en sicología médica, sino que son hechos relacionados con estilos de vida y sobre todo con la genética. Es decir, los genes que integran el cuerpo pueden mutar y generar alteraciones y, en consecuencia, padecimientos.   No obstante, “las creencias populares son muy fuertes y la mayoría de ellas están relacionadas con el pensamiento religioso, que puede ser irracional y sin sustento científico.   “Ciertas religiones generan castigos y penitencias, como irse al infierno, ya sea en vida o tras la muerte. Por eso todo lo que vivas hoy en día será consecuencia de tus actos, es cuando surge el concepto de pecado y castigo”, puntualizó Barrera, especialista en sicología de atención primaria en Salud por Ssa.   Explicación científica   El 99% de las enfermedades, que hoy en día conocen los humanos, tienen un origen y desarrollo que se explican bajo los preceptos científicos.   Al respecto, Timothy J. Lyons, director de Investigación y Asuntos Científicos del Harold Hamm Diabetes Center, de la Universidad de Oklahoma, advierte que la diabetes, por ejemplo, se presenta por deficiencia en la producción (en cantidad y calidad) de la insulina, ésta se genera en el páncreas.   “La diabetes no surge por un susto, tampoco es un castigo en determinada sociedad, ya que sin importar la raza, condición social, país de procedencia o residencia, la diabetes está presente en todos los rincones del mundo.”   No obstante, en los países donde la obesidad y el sedentarismo se ve con mayor fuerza, es más común la diabetes tipo II, indicó el también profesor de medicina J. Lyons del área de Diabetes y Endocrinología en el Departamento de Medicina Interna de la Universidad de Oklahoma, mismo que reconoció  que “99% de los avances científicos permiten que hoy en día los pacientes con diabetes puedan vivir décadas con la enfermedad, cuando antes (hace más de 30 años) fallecían en unos meses”.   Al igual que la diabetes, algunos tipos de cáncer y el VIH pueden tratarse de forma crónica gracias a los medicamentos, tratamientos y terapias que la ciencia sigue desarrollando.   Mitos y realidades   Diabetes tipo I o II   Mito: Surge por un susto o enojo.   Explicación: La insulina, al igual que la adrenalina, es una hormona que se dispara cuando hay estrés. En el páncreas se genera la insulina, con la obesidad dicho órgano no funciona correctamente.   Por tanto, la hormona insulina no se secreta en cantidad y calidad ideal para mantener el azúcar bajo control. Así que se usan antidiabéticos orales y se inyecta insulina.   SIDA   Mito: La sexualidad es pecado y se enferman aquellos que son promiscuos.   Explicación: Ejercer la sexualidad es fundamental para la salud. Sólo aquellos que tienen sexo sin protección, están en riesgo.   El VIH lesiona el sistema inmune del paciente y lo deja sin defensas frente a diversas enfermedades.   Hoy en día existen medicamentos que permiten controlar el virus y evitar la progresión hacia el sida.            


Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra
Venta 0.5
€uro
Compra
Venta 0.5

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad