Tuesday 24 de January de 2017

El envilecido IFE

Tren Parlamentario

     31 Jan 2013 03:20:00

A- A A+

Compartir:

¿Cómo es posible que tengamos estas instituciones tan, de verdad, envilecidas?, sorrajó el diputado federal Ricardo Monreal al Pleno de la Comisión Permanente. Y apostilló el zacatecano: “Los consejeros (del Instituto Federal Electoral) han pasado a ser parte del PRI. Son como una especie de consejo asesor del PRI. Un órgano de consulta del PRI. Un apéndice de ese partido”.
Entonces fue cuando el diputado federal panista Fernando Rodríguez Doval, desde la curul, a Ricardo Monreal le preguntó: “¿Qué opina respecto de que hoy el Consejo General del IFE haya decidido posponer la discusión de los gastos? Y asegundaba Rodríguez con su argumentación: “No sé si usted comparta mi opinión, en el sentido de que la autoridad electoral desconfía del propio señor Cristalinas, a cuyo informe ni siquiera lo están considerando como bueno”.
El zacatecano, desde la tribuna, respondió: “Opino que este tipo de informes, como el que presentó la Unidad de Fiscalización del IFE, desprestigia más a su autor y a la institución que lo patrocina, que al destinatario mismo”.
Y restallaba Monreal otra vez la argumentación, diciendo: “Estos informes del IFE no suenan lógicos en materia de fiscalización. Y lo que no suena lógico suena a metálico. Se puede atentar contra la ciencia contable, pero no contra el sentido común. Se podrán chupar el dedo, pero pocos, muy pocos, se chupan el brazo. Algunos podrán meter la mano, pero son pocos los que meten la pata y se tropiezan, asimismo, como este señor que usted me pregunta, el señor Cristalinas, responsable de la Unidad de Fiscalización del IFE, que, por cierto, resultó ser un cristal opalino”.
Era el último punto del orden del día de una asamblea apresurada artificiosamente, con doblez,  por los diputados y senadores del Partido Revolucionario Institucional, pretextando que urgía finiquitar la sesión para que ellos se presentasen en su asamblea plenaria, a la que asistiría Enrique Peña Nieto.
De hecho, la Comisión Permanente estaba sesionando por última ocasión, porque el periodo ordinario de sesiones comenzará mañana, viernes. Y urgían los priístas para su conclusión, a través del presidente, Agustín Arroyo Vieyra.
El asunto consistía en la presentación de un punto de acuerdo que había propuesto el panista Fernando Rodríguez Doval, para tres cosas:
1.- Para que la Cámara de Diputados solicitara la remoción de Alfredo Cristalinas Kaulitz, de la titularidad de la Unidad de Fiscalización de los Recursos de los Partidos Políticos del IFE.
2.-  Para que la misma Cámara citara con prontitud a una reunión de trabajo a los nueve consejeros integrantes del Consejo General del IFE, “a efecto de que expliquen los criterios aplicados en la resolución del Caso Monex, que emitieron el reciente día 25”, y en la que exoneraron de todo gasto ilícito al PRI en la pasada campaña presidencial, y en la que, a la vez, resolvieron que el único gasto excesivo había corrido a cargo de la campaña de Andrés Manuel López Obrador.
3.- Para que la Cámara de San Lázaro solicitase un informe pormenorizado a la Contraloría General del IFE sobre la gestión de los consejeros electorales durante el 2012, “a efecto de deslindar responsabilidades administrativas y aplicar las sanciones que, en su caso, correspondan, por el inadecuado ejercicio del cargo en relación con la emisión de la resolución en comento”.
Pero la mayoría conformada por el PRI y el PVEM habían decidido que el punto de acuerdo no pasaría. Y no pasó a votación, sino que se pospuso, turnándolo a la Comisión de Gobernación de la Cámara de Diputados, que deberá dictaminarlo en febrero y puesto a consideración de la asamblea tan luego comience a sesionar ordinariamente.
Tan luego el IFE, el día 25,  dio a conocer la resolución en que exoneró la campaña del PRI y sentenció de la campaña lopezobradorista, un dato se aupó sobre esa atmósfera cargada de estática de los últimos días.
“Este dictamen de la Unidad de Fiscalización es un fiasco”, restregaba Ricardo Monreal. “Contabiliza millones de pesos donde se gastaron centavos y reporta centavitos donde se gastaron millones de dólares. Utilizó una doble metodología y una doble contabilidad para medir los mismos eventos y los actos de campaña”.  
Y fue él quien ejemplificó: “en el evento del cierre de campaña presidencial del PRI y PVEM en el Estadio Azteca, el evento costó 35 millones de pesos, pero la Unidad de Fiscalización del IFE sólo contabilizó 20 mil pesos.
De plano, el diputado federal del PAN Juan Francisco Cáceres de la Fuente comparó el Caso Monex, ahora entreverado con el IFE,  con las operaciones financieras, encubiertas, de la CIA, plagadas de oscuridad y no pocas veces cargadas de ilicitud.
Y más allá del sesionar de la Permanente, había sido el PAN quien, en voz de Javier Corral, decía que el Congreso tiene que legislar con prontitud la nueva reforma electoral, si se quiere evitar que el PRI vuelva a comprar voluntades en las 14 elecciones locales que se avecinan, la mayoría para sufragar en julio. No es ocioso -apuntaló el senador Corral- que en el Pacto por México el PRI se haya empeñado tanto en mandar la reforma electoral al periodo ordinario de septiembre.

vicentebello1@hotmail.com




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.38
Venta 21.88
€uro
Compra 22.92
Venta 23.42

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad