Tuesday 17 de January de 2017

El PRI, ni sabe ni aprende de economía

     25 Jun 2012 04:00:00

A- A A+

Compartir:

La verdad no es que se les tenga mala voluntad, pero las pruebas indican que los priístas son pésimos para manejar las economías nacionales o estatales.
Y no sólo no saben, sino que han sido incapaces de aprender.
Si vemos lo que hicieron con la economía nacional, habría que aceptar que la quebraron una y otra vez, cada tres años cuando menos, durante los últimos 30 años que estuvieron en el poder.
La historia de las crisis económicas creadas por los priístas es larga y habrá que recordarla:
La de agosto de 1975 creada por el exceso de gasto y el populismo de Luis Echeverría, rompió con la histórica paridad peso-dólar de 12.50; abrió la puerta a inflaciones incontenibles y arrasó con el ahorro de toda una generación de mexicanos.
La de febrero de 1982, creada por la tontería, populismo y corrupción extrema de José López Portillo y que fue apenas el inicio de una crisis económica que duró todo el siguiente sexenio y arrastró a la pobreza a más de la mitad de los mexicanos, creó la corriente migratoria más grande en la historia de México y dejó al país postrado económicamente.
Basta recordar que en febrero de 1982, el dólar se cotizaba en 19 pesos; en diciembre de ese año había llegado a 117 pesos y en el siguiente sexenio llegaría a casi 3 mil pesos por dólar.
La crisis de todo un sexenio de Miguel de la Madrid Hurtado que llegó con la intención de que el país no se le cayera de las manos y pese a ello tuvimos la más alta inflación en la historia moderna de México, hasta 150% anual y la mayor devaluación que se recuerde, de 117 a casi 3 mil pesos por dólar. Ya con  eso, desaparecieron en aquel entonces las clases medias mexicanas.
Y aún hay mucho recuerdo de la crisis de 1995 que acabó con los ahorros de una generación, creó el Fobaproa y entregó la banca a manos extranjeras.
Habrá quien diga que el PRI aprendió y que ahora sí sabe cómo manejar la economía.
Sin  embargo, los casos de Coahuila, Veracruz, Oaxaca, Puebla, Nuevo León, Estado de México, Tamaulipas, Quintana Roo, todos quebrados, endeudados, con baja o nula competitividad, con amplia y extendida corrupción, con gobernadores y exgobernadores ligados al crimen organizado, indican claramente que el PRI ni ha cambiado, no aprendió economía y que siguen siendo especialistas en quebrar naciones, estados y municipios.
No encontramos en México un partido con tantos desaciertos económicos. Ni siquiera el PRD, que supo enderezar el desastre económico de López Obrador en el DF, tiene un récord peor que el priísta en materia económica.
Porque hasta ahorita no se encuentra un solo estado en el que se pueda decir que los priístas lo sacaron de la pobreza y lo condujeron a la prosperidad.
Pero si se puede decir que de la prosperidad mandaron al abismo de la pobreza todo lo que han gobernado.


*Periodista




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.52
Venta 22.02
€uro
Compra 22.98
Venta 23.48

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad