Saturday 21 de January de 2017

El recuento de los daños

     6 Jul 2012 04:00:00

A- A A+

Compartir:

Hace una semana comentaba con  beneplácito el estar  sólo a dos días de acudir a las urnas y dejar atrás la lucha electoral; por fin se habían cerrado las campañas, de tal suerte que dejaríamos de escuchar descalificaciones y ofensas entre candidatos, militantes y simpatizantes de los partidos, lamentablemente no fue así, por el contrario, desde el pasado domingo las agresiones siguen ocupando el papel estelar en la transición  política de nuestro país.
Ahora las agresiones se han volcado contra nuestras instituciones, autoridades, candidatos que de acuerdo a los resultados preliminares han sido o no favorecidos en las urnas y en general contra lo que muchos catalogan como deficiente sistema electoral, además de la creciente violencia entre los grupos de simpatizantes de los hasta ahora  ganadores y perdedores.
Lo que estamos presenciando ahora, muchos lo habían advertido, sin embargo se guardaba la esperanza de que la transición se diera en un marco completamente distinto al de 2006, que se respetara el resultado de las elecciones y presenciáramos un pacífico cambio de poderes, más aún cuando a tres días de las elecciones, los candidatos a la presidencia firmaron un pacto de civilidad, comprometiéndose a respetar el resultado y por consecuencia la voluntad de la ciudadanía expresada en las urnas.
Esa transición pacífica, esperada por buena parte de la ciudadanía, no se dio,  nuevamente la palabra fraude apareció en la escena poselectoral, acompañada de una serie de acusaciones  que hasta ahora no se han probado, el colmo es que ahora incluso se haya llegado a la descalificación del electorado que votó por el contrario, el propio Miguel Carbonell lo cuestionó al señalar como una falta de respeto para millones de mexicanos “el pensar que las personas pobres, solamente por serlo, vendieron su voto”.
Algo positivo en esta jornada y que pocos han hecho notar, es el porcentaje de participación, lo que constituye un importante avance, esta vez la ciudadanía responsablemente participó en la jornada de acuerdo a las reglas establecidas, y si bien es cierto no es una mayoría quien ha definido la contienda, tampoco lo son  quienes no están de acuerdo con los resultados.
Nos toca esperar ahora el recuento de los votos, ejercicio con el que no estoy de acuerdo pero  que demostrara sin lugar a dudas si el proceso se realizo o no en estricto apego a la legalidad, si existieron irregularidades que se actúe en consecuencia y si no que se ratifique el resultado con toda claridad.
Confiemos en que será la ley y no el chantaje ni la violencia lo que determine nuestro destino, México necesita una sociedad unida y no dividida por la ambición de poder.

*Docente-Investigadora de la UAZ




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.58
Venta 22.08
€uro
Compra 23.10
Venta 23.6

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad