Monday 23 de January de 2017

Estados de bienestar insostenible

Perspectivas

     20 Feb 2012 04:00:00

A- A A+

Compartir:

La mayoría de los gobiernos, incluyendo los mexicanos, caen en la tentación de crear un estado de bienestar donde de la cuna a la tumba estén resueltas todas las necesidades del ciudadano.
Esa fue de alguna manera la estrategia de gobierno priísta: “yo les resuelvo todo y ustedes déjenme gobernar.”
 Así, se crearon los subsidios a los alimentos vía Diconsa y Liconsa; para ello se establecieron los controles de precios a los alimentos básicos; con esa misma idea se creó el IMSS, quebrado desde su nacimiento, por ser un seguro ilimitado y que cubre no sólo al beneficiario sino a sus descendientes; por ello se abrió la puerta a los contratos colectivos abusivos e insostenibles económicamente, de todos los sindicatos gubernamentales y de sus paraestatales.
El priísta fue un estado de bienestar creado sólo para sus huestes, para sus partidarios a cambio de votos.
Fue, la verdad, un muy limitado y mal hecho estado del bienestar y aún así, quebró estrepitosamente una y otra vez, porque se financió de deudas.
Otros ejemplos más perfectos del estado del bienestar son los creados por España, Italia, Portugal y media Europa y que hoy están quebrados porque también se financiaron con deudas.
En México, incluso los gobiernos panistas han caído en la tentación de avanzar hacia el estado del bienestar: programas como 70 y más, Arranque Parejo en la Vida, los apoyos indiscriminados para todas las embarazadas son buenos ejemplos de ello.
Y ahora, Enrique Peña Nieto sale con la idea maravillosa de pensionar a todos los mexicanos, hayan trabajado o no, hayan aportado o no.
Todos estos planes están destinados al fracaso, como se ha comprobado tanto en México como en todos lados donde el sistema se ha intentado.
¿Dónde está el problema?
Muy sencillo, no se puede lograr un estado del bienestar sostenible si no se genera antes con qué hacerlo perdurable; en otras palabras, si antes no se crea riqueza el estado del bienestar termina en crisis económica en quiebra.
México no puede avanzar hacia un estado de bienestar si antes no dinamiza su economía.
Tratar de lograr pensiones universales, planes de subsidio desde el nacimiento, programas que amparen a millones de ciudadanos son imposibles con una economía que en los últimos 30 años ha crecido cuando mucho 2% anual.
Es indispensable voltear hacia los países escandinavos, que primero generaron riqueza, acumularon enormes bolsas de ahorro y entonces sí, tienen planes y programas de amplio apoyo a la población, pero sostenibles con recursos propios.
Nadie puede oponerse a programas de apoyo y ayuda a la población más vulnerable; pero deben formar parte de una estrategia nacional completa que incluya, primero y necesariamente en este orden, crecimiento económico acelerado, acumulación de ahorros y, en segundo, planes de apoyo a los más vulnerables, amplios, generosos, siempre y cuando sean sostenibles.
Hasta el próximo lunes con nuevas…. PERSPECTIVAS.

*Periodista




Lo más leído
Milpillas, el proyecto más importante: González 
Quieren promover festivales a nivel nacional 
Ante Trump, necesario hablar con el sector productivo: Zavala
No soy igual a Javier Duarte y voy a probarlo: Fidel Herrera
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.41
Venta 21.91
€uro
Compra 22.95
Venta 23.45

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad