Monday 23 de January de 2017

Jóvenes, los perdedores por la delincuencia

Son fáciles de convencer para ingresar al crimen organizado: procuradora

     20 Jul 2012 03:30:00

A- A A+

Compartir:
El Palacio de Convenciones es sede del congreso nacional de abogados. (Foto: Oscar Baez)
El Palacio de Convenciones es sede del congreso nacional de abogados. (Foto: Oscar Baez)

Primero reprueban una materia, luego todas y después dejan la escuela.
Como carecen de preparación no hallan trabajo que además es escaso. Comienzan a robar, a drogarse y en menos de un año ya son nacomenudistas, halcones o sicarios.
No hay día en que esta historia deje de repetirse en la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), reconoció su titular Arturo Nahle García, al referirse a la situación que enfrentan los jóvenes no sólo de Zacatecas sino del país, a quienes considera los más afectados por el problema de la delincuencia organizada.
Durante su intervención en el panel Procuración de Justicia, Retos y Perspectivas, el funcionario compartió experiencia con su homóloga de Durango, Sonia de la Garza Fragoso, y el director del Instituto de Capacitación y Profesionalización de la Procuraduría de Justicia de Baja California, Rigoberto González Nava.
La procuradora de Durango explicó que en estas condiciones a la delincuencia organizada le resulta muy sencillo seducir a los jóvenes, sin importar si son hombres o mujeres, pues de entrada les dan un arma, un coche de buen modelo (robado), drogas y dinero cada semana, lo que los hace sentir importantes y con poder.
El problema, destacó, es que es algo tan efímero que no duran más de ocho meses en el medio, pues su único futuro es que los maten o que los encierren en la cárcel.
Por ello, dijo, la sociedad debe entender que la mayor responsabilidad en materia de prevención recae sobre la familia, pues los padres deben saber qué hacen sus hijos, dónde andan y con quién se juntan, aunque esto implique castigarlos y obligarlos a estudiar.
Según González Nava el problema llegó a tales niveles en Baja California, que las autoridades entendieron que no sólo es un asunto de seguridad, sino de salud pública.
Por ello, emprendieron un programa de prevención entre los jóvenes que involucra a los padres de familia, a quienes se les da información que les permita detectar cuando su hijo está consumiendo drogas como saber cuánto se debe dilatar una pupila o a detectar la falta de sensibilidad a algunas sensaciones como el asco.
El panel fue parte de las actividades del Congreso Nacional y Asamblea General de la Confederación de Colegios y Asociaciones de Abogados de México donde una de las participantes resumió: “Debemos educar a nuestros jóvenes hoy, para evitar castigar a los hombres mañana”.

Se echan la bolita
Nahle García reconoció que una de las primeras reacciones ante el fenómeno de la delincuencia por parte de las autoridades ha sido echarse la culpa unos a otros, en lo que coincidieron los integrantes del panel.
De ahí que el Gobierno Federal acuse a los estados, los estados a los municipios, los municipios a los padres de familia, los padres de familia a la corrupción de las autoridades, y así, hasta convertirse en un cuento de nunca acabar.
No obstante, los tres niveles de gobierno han entendido que no hay recurso que alcance y si no enfrentan unidos al crimen organizado, difícilmente podrán combatirlo, pues requieren no sólo conjuntar esfuerzos, sino recursos económicos.
“La delincuencia está muy bien organizada, muy bien equipada y muy bien financiada”, explicó el procurador de Zacatecas, de ahí la necesidad de que las autoridades superen sus diferencias y su evidente descoordinación institucional.
Muestra de ello, dijo, es que no se ha logrado concretar la formación de la Mando Policial Único, el cual está estancado pues hay quien opina que primero se deben hacer reformas constitucionales.
Para la procuradora de Durango una de las alternativas a este problema es muy simple, ya que “en materia de seguridad nos debemos olvidar de colores partidistas y de gente que haga política a través de las procuradurías”, destacó.

Corrupción, otro lastre
Los ponentes también coincidieron en que la corrupción entre las autoridades es un problema grave, en lo cual no han ayudado mucho los exámenes de confianza.
Sonia de la Garza Fragoso explicó que hay casos en que se arman mal los expedientes y luego los abogados buscan la manera de tumbar los casos, por lo que al final los delincuentes quedan libres por cuestiones de forma y no de fondo.
“Es una vergüenza que en este país pasen estas cosas”, lamentó.

Difunden derecho de portación de armas...




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.52
Venta 22.02
€uro
Compra 23.07
Venta 23.57

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad