Friday 24 de March de 2017

La revolución de la esperanza

     27 Jan 2012 04:00:00

A- A A+

Compartir:

“¿Y la izquierda? ¿Tiene razón de ser después de sus terribles fracasos, oportunismos, traiciones, pasividades a lo largo del siglo 20?” Se pregunta Carlos Fuentes en su libro "En esto creo".

Política para el desarrollo
En el Teatro Fernando Calderón y  ante un auditorio amplio y plural, Andrés Manuel López Obrador, precandidato de la izquierda  a la Presidencia de la República, propuso el miércoles 25 de enero pasado,  una relación con los Estados Unidos basada en el respeto recíproco y se dijo dispuesto a “convencer y persuadir a las autoridades de Estados Unidos, de que, por el bien de las dos naciones, es más eficaz y más humano aplicar una política de cooperación para el desarrollo, que insistir, como sucede actualmente, en dar prioridad a la cooperación policiaca y militar”.
Consideró que el origen de los problemas de inseguridad que hoy padece el país, tienen básicamente un fondo social y económico que es necesario atender y que no es con asistencia militar, “ni con envío de helicópteros y armas, como se remediará el problema de la inseguridad y de la violencia en nuestro país”.
 Los últimos acontecimientos ocurridos precisamente el miércoles pasado en la entidad, son ejemplo de la razón que asiste al candidato de la izquierda: pobladores del municipio de Tabasco, detectaron un convoy de camionetas con personas fuertemente armadas, a escasos kilómetros del recién inaugurado cuartel militar en Jalpa, en tanto que en el municipio de Fresnillo, un joven de apenas 15 años, muere acribillado por elementos de la Policía Federal, por “la grave falta” de no atender las indicaciones de detenerse en un retén.  

Justicia y combate a la corrupción y a la impunidad
Ante la presencia de Amalia García y de Claudia Corichi, Andrés Manuel dio lectura al punto número uno de su decálogo para un gobierno democrático, obligándose a: “serenar al país mediante la justicia, el combate a la corrupción y a la impunidad”.  El público presente, en lo general se vio complacido. La izquierda, la verdadera izquierda, debe apoyar sin regateo alguno ese planteamiento, dijo alguno.

Las venas abiertas de América Latina
Momentos hubo, que el precandidato nos hizo recordar el libro "Las venas abiertas de América Latina" de Eduardo Galeano. “Vamos a recuperar la pertenencia de México a la América Latina y el Caribe” dijo. “México nunca será colonia ni protectorado de ningún país extranjero” agregó, no sin antes dejar claro que, sin confrontaciones, sin posiciones protagónicas y sin apariencias, se mantendrá una relación de respeto y mesura con el gobierno de los Estados Unidos y se pondrá todo el esfuerzo en una reforma migratoria que regularice la situación de los mexicanos que viven y trabajan en aquel país.
Forjando la esperanza de los ex braceros y como un acto de justicia, Andrés Manuel se comprometió a que en el primer mes de su gobierno, les hará el pago íntegro y en una sola exhibición de las cantidades que se les adeuda y que indebidamente les fueron retenidas.

Quien a buen árbol se arrima
El precandidato se hizo acompañar de distinguidos intelectuales de izquierda, mismos que presentaron interesantes e inteligentes ponencias que, sobre temas variados mostraron que sí hay, en el equipo de Andrés Manuel, claridad, certeza, y definición sobre el rumbo que debe tomar el país  a fin de salir de la crisis en que se encuentra. Mauricio de María y Campos, Jorge Eduardo Navarrete, Víctor Flores y Carmen Moreno,  entre otros.
Porfirio Muñoz Ledo hizo, magistralmente como es su habilidad, un recuento del proceso histórico de la migración de mexicanos hacia Estados Unidos, al tiempo que planteó propuestas de solución ante el fenómeno de la migración.
En el evento destacaron muchos universitarios sin pertenencia a partido político alguno, críticos severos de conductas y actitudes de políticos incongruentes, pero también dotados de un alto grado de honestidad intelectual para reconocer y apoyar al precandidato  de izquierda, que hoy representa la esperanza de millones de mexicanos.
“Las izquierdas están unidas”, dijo Ricardo Monreal. Cierto y el milagro lo hizo la revolución de la esperanza que representa Andrés Manuel López Obrador. Dice Carlos Fuentes que el desafío de la izquierda del siglo 21 es: “nunca más caer en los dogmas, falsificaciones y arbitrariedades que la mancillaron durante el siglo 20”.

*Profesor universitario




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 18.94
Venta 19.44
€uro
Compra 20.38
Venta 20.88

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad