Tuesday 24 de January de 2017

Los malabares finales

Los días del Bi-100

     8 Mar 2011 03:30:00

A- A A+

Compartir:
El Centro Histórico.
El Centro Histórico.

En marzo de 1911, Francisco de Paula Zárate continúa como un gobernador viudo, eficiente y práctico.
Aunque cercano al vicepresidente de la República, don Ramón Corral, ha fomentado en la entidad la integración de un grupo político que media entre los que se autodenominan liberales (sus medios de socialización son El Casino Zacatecano y El Correo de Zacatecas), y los liberales radicales (sus bases están en la masonería, la Sociedad de Obreros Libres y el Instituto de Ciencias).
Y, frente a los tres grupos, está germinando uno nuevo que no oculta su perfil ideológico: el catolicismo social. Sus formas de intervención pública son la Sociedad Artístico-Científica, el semanario El Ilustrador Católico y las labores filantrópicas de profesionistas católicos.
Zárate, quizás para crecer su mediación política, o para preservar la gobernabilidad, desde enero de 1911 autorizó la sustitución de algunos de los titulares de las jefaturas políticas. Estas eran los territorios político-administrativos que componían la entidad.
Había 12 jefaturas políticas. Al interior de su espacio, se dividían en municipalidades. El gobernador nombraba a los jefes políticos; en su ausencia, los regidores del ayuntamiento cubrían interinamente las plazas.
Una parte de las jefaturas las cubrieron los regidores, como en Tlaltenango y Jerez. En el primero quedó el hacendado Aureliano Castañeda (él será gobernador del estado, en la década de 1920).
En el segundo estuvo Sinesio Berumen (este boticario es tío de Ramón López Velarde, el estudiante antirreeleccionista de San Luis Potosí).
Un nombramiento del gobernador llama mi atención: el de Alberto Elorduy (hacendado de  Sombrerete). A él lo colocó en la jefatura política de la capital del Estado.
Elorduy era parte de los liberales radicales que no se unió al antirreeleccionismo de 1910.
Signifiquemos su toma de posesión porque ocurrió un día después (enero 9) de que fueron enviados a la Ciudad de México los conspiradores de Juchipila, los que estuvieron comprometidos con el levantamiento de noviembre de 1910. En esta situación, Elorduy no firmó su entrega (de la cárcel a los guardias que los vigilaron rumbo a la capital del país).
Vale conocer la lista de los antirreeleccionistas sin cara en estampilla postal: Francisco Sandoval, Maximiano Santoyo, Gabino Romero, Sebastián Prieto, Pío Márquez, Esteban Guzmán, Jesús Cortés, J. Trinidad Reinoso, Tomás Figueroa, Cándido Sandoval, Pedro Hoyos, Fidencio Ruiz, Crispín Robles Villegas y el doctor José María Macías Rubalcaba...
*Historiador y profesor universitario




Lo más leído
Adolescente embarazada resulta herida en Cancún
México se levanta de la mesa si nos quieren hacer pagar el muro: SE
Reconocen incremento de homicidios en Guadalupe
Habrá matrimonios colectivos en Zacatecas
Cercano a Trump percibe ventajas para canadienses
Alumno de secundaria amaga en Facebook con tiroteo
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.29
Venta 21.79
€uro
Compra 22.87
Venta 23.37

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad