Thursday 19 de January de 2017

Mi delito… no poderlo controlar

Historia de vida

     27 May 2012 03:40:00

A- A A+

Compartir:

Un matrimonio dedicado a la compra-venta de frutas y verduras procreó cinco hijos.
El menor, de 19 años, los ha mantenido en la zozobra debido a sus constantes problemas ocasionados por el consumo de drogas.

La voz del padre
“Nosotros somos comerciantes, somos gente de trabajo. Nos dedicamos a vender en el tianguis desde hace más de 25 años.
“Tuvimos cinco hijos, los más grandes ya están casados y ya hicieron sus vidas.
“Dos de ellos se dedican al negocio de las verduras como nosotros y les va bien.
“Las mujeres se casaron y ahora tienen a sus maridos que las mantienen. Nos quedamos con el más chiquillo de ellos.
“Desde muy chiquito nos empezó a dar problemas. No era como los otros. Dijera usted, de esos niños entendidos que le hacen caso a uno de todo, nada de eso.
“En la primaria nomás no hacía caso. A las maestras les costaba mucho trabajo enseñarle las letras y los números.
“Nos mandaban a hablar muy seguido porque simplemente el chamaco no trabajaba”.
Problemas de conducta
“En la Severo (primaria) nos mandaban quejas a cada rato. Que no trabajó, que se hizo pipí en el pantalón, que se cayó, que se peleó.
“Poco a poco fue aprendiendo a leer y escribir, pero desde chiquillo nos decía que no le gustaba ir a la escuela, que se le hacía muy aburrida.
“Nos decía también que la maestra no lo quería. Que lo regañaba mucho. Y ella nos decía que sólo se la pasaba jugando”.

Mal entendido
“En tercero hubo un problema en el salón de mi hijo. Resulta que lo acusaron de haberse robado unas cosas de sus compañeros.
“Ya sabe, cosillas de las mochilas, que si la goma, unos juguetitos y lo más grave un dinero que tenían de la caja de ahorros.
“Todos lo señalaron a él. Lo acusaron y a fuerzas le querían sacar las cosas. Nos mandaron llamar y nos dijeron que un maestro y la directora le habían registrado su mochila para encontrarle las cosas que se habían perdido, pero que no las tenía ahí.
“Entonces nos dijeron que le buscáramos en su ropa y su cuerpo para ver dónde había escondido el dinero y los objetos.
“Cómo me arrepiento de no haber confiado en mi hijo. Él me decía que no se había robado nada y yo no le creí.
“Lo desvestí para buscarle las cosas delante de la directora y del maestro. Yo no sé que estaba pensando”.

Cambio de escuela
“Ya no quise que mi hijo siguiera en esa escuela y lo cambiamos.
“Las cosas no fueron mejor. Al contrario, empeoraron.
“El niño tuvo cada vez más problemas. Se peleaba constantemente con sus compañeros y a nosotros nos gritaba.
“Desde ese día que lo exhibí delante del maestro y la directora, mi hijo cambió mucho conmigo”.

Rebeldía
“Yo sentí que mi hijo me agarró como coraje. No me volvió a platicar nada de lo que le sucedía y si yo le preguntaba, sólo me decía 'nada'.
“En las mañanas no se levantaba para irse a la escuela y como lo levantaba a fuerzas, se iba renegando.
“Ya de más grandecillo comenzó a gritarme por todo. No me obedecía para nada. Su madre le consentía todo. En pocas palabras yo era el malo y mi mujer era la buena.
“Así que cuando yo daba una orden mi hijo corría con su mamá y ya no me obedecía.
“Y si me gritaba, yo lo regañaba, ella le daba la razón a él y con eso se salía con la suya. Sacó la primaria a punta de regaños”.

Secundaria
“En la secundaria empezaron los verdaderos problemas.
“Casi primero lo terminó con puros cursillos. No cumplía las tareas, no estudiaba y andaba de peleonero.
“Me lo suspendieron dos veces. Ya para segundo empezó por hacerse la vaca, decía que se iba a la escuela, pero no llegaba. O llegaba y se salía.
“A los maestros les contestaba muy grosero. Se quedó en segundo, de plano no lo pasó”.

Trabajar
“Como ya no quiso ir a la escuela nos lo empezamos a llevar a trabajar. Tenía que ponerse a cargar las cajas o las arpillas con la mercancía.
“Yo le suspendí todo el dinero. Ya no le daba nada y estaba advertido de que si no trabajaba, no le daría nada de dinero.
“Le empecé a pagar un sueldo muy significativo a la semana porque le decía que solo le daba eso porque tenía que pagar su comida y sus gastos.
“Renegaba mucho, pero aún así iba a ayudarnos. Yo me fijaba que se ponía a juntar su dinero y se compraba tenis o camisas.
“No le dábamos permiso de salir con sus amigos. Un tiempecillo duró bien.
“Nomás fue de decirle que se metiera a la abierta a terminar la secundaria para que se descompusiera de nuevo”.

Amistades
“Se empezó a juntar con unos chavos del barrio. Yo no quería que se juntara con ellos, pero con tal de llevarme la contra más se juntaba con ellos.
“Yo le decía que nomás le traerían problemas porque se sabía que eran marihuanillos. Mi hijo para ese entonces tendría como 15 años.
“Me lo metieron en la droga. Yo sé que ese momento fue cuando ya perdimos a mi hijo.
“La primera vez que llegó drogado iba con los ojotes rojos. Hablaba lento y tenía mucha risa. Me empezó a decir “jefe”.
“Ese día yo le pegué, le puse sus cinturonazos, pero el sólo se reía.
“Le grité y le dije que se largara, que no quería marihuanos en mi casa y me dijo ‘se va a arrepentir otra vez por lo que me está haciendo’”.

Se fue
“Se salió de la casa, no le importó que su madre le dijera que no se fuera, la aventó y se largó azotando la puerta.
“Mi mujer se enojó mucho conmigo. Me dijo que yo iba a ser el único responsable si le pasaba algo a mi hijo. Yo le dije que de alguna manera tendría que madurar y hacerse hombre.
“Y mi vieja me dijo que se haría peor de marihuano. Se salió a buscarlo. Pero no lo hayamos.
“Tres días después nos dijeron que estaba en la casa de un amigo. Fuimos a buscarlo, pero estaba muy borracho y drogado; aún así no quiso irse con nosotros.

Robos
“Estábamos muy preocupados por él porque no sabíamos nada. Un viernes en la noche tocó la preventiva en la casa.
“Nos asustamos mucho, pensamos que le había pasado algo malo.
“Nos dijeron que lo habían agarrado en un oxxo porque se andaba robando las papitas y una botella.
“Pagué la multa y lo que se había robado y me lo llevé a la casa. En el transcurso de la noche se salió de nuevo.
“Otra vez fue de andarlo buscando. No dimos con él. Nuevamente nos buscó la preventiva unos días después. Esta vez le agarró dinero de la bolsa de la mamá de uno de sus amigos.
“Fueron muchas veces. Nos llamaba a cada rato el juez de barandilla para arreglar. Luego ya nos empezaron a llamar del Ministerio Público.
“Este chamaco se robaba cosillas y por esas cosas no lo metían a la cárcel y porque era un chamaquillo”.

Cereso
“Esta vez ya no tuvo salida. Mi hijo ya había cumplido los 19 años. Se metió a robar a una joyería.
“Traía una pistola que ni servía; dijo que se la encontró en un terreno baldío en donde estaba consumiendo marihuana. Se le hizo fácil”.

La voz del joven
“No pensé… Qué iba a pensar si andaba bien grifo. Vi el arma y me acordé de la joyería en donde trabaja la hermana de mi amigo.
“Yo sabía que ya se me iba a acabar la mota. Me fui para allá y como yo le traía ganas a esa morra, llegué jugando con la pistola.
“Yo ya me había dado cuenta de que estaba rota porque de donde se dispara estaba descompuesta, o sea que no tenía ese pedazo y estaba como abierta del cañón.
“Le empecé a decir dame todo el dinero o te violo y ella se reía y yo también.
“Le dije se me hace que mejor me la robo a usted y en eso estábamos jugando y ahí fue que se me ocurrió decirle que me diera el dinero que tuviera y que ya iba en serio.
“Ella me lo dio y me salí corriendo. Me fui por la Colegio Militar, pero ya le habían avisado a la preventiva.
“Me agarraron en la Guerrero. Cuando uno anda grifo hace muchas fregaderas. Y eso (la marihuana) sólo le llena de desgracia la vida a la gente.
“Yo no he estado con mi familia porque desde morro me salí de mi casa porque la escuela no me gustó.
“Y ahora véame encerrado y todo piltrafa. Yo le quiero pedir perdón a mis jefecitos y a mis carnales porque les fallé y les doy vergüenza. Pero yo les juro que voy a cambiar”.

*Perito en Psicología Forense
azul.iv@hotmail.com




Lo más leído
Balean una casa en la colonia Alma Obrera durante la madrugada 
Analizan implementación del operativo mochila en Zacatecas 
Extraditan a El Chapo Guzmán a Nueva York 
Choque entre camión de arena y autobús en India deja 20 niños muertos 
Alcalde Pérez, libre; los afectados se recuperan, pero temen por su seguridad 
No desaparecerá el Cobaez, revisaremos contrato colectivo de trabajo
#Video Vuelve Gorillaz con canción contra Donald Trump 
Google se 'viste' de luto tras ataque en colegio de Monterrey
Aplica la Profeco sellos de suspensión en siete tortillerías 
Le quitan la vida a un hombre en la colonia Lomas de Plateros 
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.96
Venta 22.46
€uro
Compra 23.41
Venta 23.91

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad