Monday 23 de January de 2017

Ni pichan y Punto Final

     8 Feb 2012 03:30:00

A- A A+

Compartir:

La semana pasada tras larguísimas deliberaciones la Comisión Federal de Competencia (CFC) negó la alianza entre Televisa y Iusacell, mediante la cual la televisora pagaría las deudas de la telefónica e inyectaría dinero fresco.
El argumento que dominó en la decisión manifiesta que el permitir la alianza concentraría en un par de empresas un importante porcentaje de la industria de las telecomunicaciones en México.
El fallo ha enfrentado a las empresas involucradas y cada uno de sus simpatizantes presentan argumentos en contra y a favor según sea el caso, pero sea cual sea la opinión la limitan a una bronca o asunto de competencia sólo entre las empresas.
Sin embargo el asunto va mas allá del interés empresarial y no puede limitarse a defender a una u otra empresa o atacar a las tres por parejo.
De ambos lados se acusan de ser monopolios y concentrar el mercado, la verdad es que si bien no son monopolios ambos concentran mercado; Telcel concentra el 70% del mercado en telefonía celular, mientras que Televisa el 70% de la televisión abierta.
Creo prudente que así como se le ha negado a Slim invertir en televisión de paga y abierta para evitar dominancia en un sector, también se le niegue a Azcarraga- Salinas invertir en telefonía celular por el mismo motivo, (aunque Grupo Televisa ya ofrece telefonía fija, internet, tv abierta y de paga).
Lo que no parece lógico es que si la Comisión Federal de Competencia les niega a unos y otros “invadir” el mercado que la competencia domina para evitar concentración, también se niegue la aparición de más competidores para evitar la concentración de la cual ahora gozan Telcel y Televisa.
Es decir, protege a Telcel de Televisa-Iusacell y viceversa, pero también las protege de competidores externos al negar más concesiones de televisión o frecuencias de telefonía celular.
Muy bien vendría nuevas cadenas de televisión abierta, también más y más fuertes empresas de telefonía celular, la competencia beneficiaría al usuario y repartiría mejor el mercado.
Para nadie es secreto que la cantidad y calidad de contenidos en radio, prensa, internet y televisión de paga han superado a los contenidos de la televisión y lo han hecho porque no hay concentración de mercado, porque hay más competencia.
Igual ocurre con los proveedores de internet o agencias de autos que han ampliado la oferta y reducido los precios porque hay libre competencia.
A un país con las enormes desigualdades y concentraciones de riqueza que tiene México le vendría muy bien una competencia más abierta en todos los sectores donde hay concentración o dominancia, incluidas las telecomunicaciones.
Protegiendo empresas dominantes y poniendo barreras a la entrada de nuevos competidores flaco favor le hace la CFC al país, porque “ni picha ni cacha, ni deja batear”.

Punto Final
Mi solidaridad con Patricia Miranda Ortiz y su esposa Guadalupe Victoria Díaz.

torrescorpus@hotmail.com




Lo más leído
Se queda Chicharito sin novia y boda 
Tienen nuevo plazo los comerciantes del Arroyo de la Plata
'Split' supera expectativas y es la cinta más taquillera
Firma Trump salida de Acuerdo Transpacífico 
Le niegan el permiso para salir con amigos y se quita la vida en casa
Quieren promover festivales a nivel nacional 
Chocan 4 vehículos; hay 2 mujeres lesionadas
Prepara Hacienda precio máximo para gasolinas en febrero 
Milpillas, el proyecto más importante: González 
Incentivan el pago del predial  
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.38
Venta 21.88
€uro
Compra 23.08
Venta 23.58

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad