Thursday 23 de March de 2017

Obama no puede enmendar él solo la ley de inmigración

     28 Sep 2011 15:01:52

A- A A+

Compartir:
Obama en una escuela secundaria.
Obama en una escuela secundaria.

WASHINGTON.- El presidente Barack Obama expresó el miércoles su profunda frustración por lo que consideró una impresión imprecisa y dañina de que puede enmendar el sistema de inmigración estadounidense por sí solo.

Por otra parte, Obama dijo que debido al crecimiento de la población hispana, es cuestión de tiempo antes que salga un destacado candidato latino a presidente o vicepresidente.

"Estoy absolutamente convencido que durante mi vida tendremos un candidato latino que será muy competitivo y que podría ganar", dijo Obama.

El mandatario afirmó que la reforma de la inmigración sigue teniendo "alta prioridad" para su gobierno. Empero, culpó a los legisladores republicanos en el Congreso por no sumarse a los demócratas para respaldar un proyecto de ley que trataría la llegada masiva de extranjeros a Estados Unidos y se ocuparía de los personas sin permiso de residencia que viven ya en el país.

"Hace unos pocos años, algunos republicanos reconocieron que necesitamos enmendar nuestro sistema de inmigración", dijo Obama, y destacó que su predecesor, el republicano George W. Bush, era partidario de una reforma amplia de la ley de inmigración. "Ahora no existe ese tipo de liderazgo procedente del Partido Republicano", afirmo el mandatario.

Empero, el mandatario no mencionó un proyecto de ley específico que pueda enviar al Congreso para su consideración.

Según Obama, los republicanos que antes apoyaban la reforma cambiaron de posición. Dijo que intenta presionar a esos republicanos para que vuelvan a colaborar con los demócratas en materia de inmigración.

Los hispanos apoyaron a Obama por fuerte mayoría en 2008, pero su apoyo en el sector ha caído al igual que entre la población en general.

Aunque Obama ha tenido escaso éxito para reformar la ley de inmigración, ha presionado al Congreso para que pase Dream Act, que permitiría legalizar la situación de los universitarios y miembros de las fuerzas armadas que llegaron de niños con sus padres que no tenían autorización para entrar o permanecer en el país. El proyecto fue aprobado por la cámara baja el año pasado cuando estaba controlada por los demócratas, pero fue bloqueada por la minoría republicana en el Senado.

DREAM son las siglas en inglés de la Ley para el Desarrollo, Asistencia y Educación para Menores Extranjeros. El proyecto daría a las personas en su situación un camino a la ciudadanía a través de los estudios universitarios o si se incorporan a las fuerzas armadas

"Creo que ha sido un gran revés para aprobar el DREAM y enmendar la ley de inmigración el perpetuar la noción de que de alguna forma puedo cambiar las leyes unilateralmente, lo que no es verdad", dijo Obama. "Tenemos que aprobar los proyectos de ley a través de la legislatura y entonces los puedo firmar".

Los demócratas consideran el voto hispano en el 2012 como un bloque monolítico crucial en estados como la Florida, Colorado y Nevada. El Comité Nacional Demócrata usó anuncios en español la última semana para resaltar las bondades de la legislación de Obama en la creación de empleo, especialmente en la pequeña empresa y el sector de la construcción, que según el CND emplea a 2,77 millones de hispanos.

Los hispanos suman más de la mitad del aumento población ocurrido en la última década, unos 50 millones de personas.

El presidente pasó más de 30 minutos respondiendo a las preguntas hechas por internet. Además del tema de la inmigración, los moderadores le preguntaron por su último programa de estímulo económico de 447.000 millones de dólares, la política estadounidense con Cuba y la ley de defensa del matrimonio (DOMA por sus siglas en inglés) que define el matrimonio como la unión de un hombre y una mujer.

Aunque la Casa Blanca respalda la legislación para derogar DOMA, Obama no cree que hay votos suficientes en el Congreso para ello.

El presidente insistió además sobre la situación de Puerto Rico, donde el próximo año tendrá lugar un referendo sobre su incorporación como el 51to estado del país. Obama cree que la isla seguirá siendo una mancomunidad estadounidense a no ser que exista un "indicio sólido" de respaldo a la incorporación como estado.

"Creo que si se divide por el medio o 51-49, la inclinación del Congreso será no alterar la ley sino mantener el status quo hasta que haya mayores indicios de un respaldo para el cambio", indicó.

No está claro que un candidato republicano puede atraer a una gran mayoría del voto hispano. Varios aspirantes, entre ellos el ex gobernador de Massachusetts Mitt Romney, han pedido la erección de una valla en la totalidad de la frontera con México y el emplazamiento de más agentes a lo largo de la divisoria para detener el tráfico de personas que carecen de permiso para entrar en el país o residir en él.

El gobernador de Texas Rick Perry ha defendido la política de inmigración en su estado y espera que su historial moderado apele a los hispanos. Empero, sus rivales creen que la posición de Perry en materia de inmigración podría costarle votos en el ala más conservadora de su partido.

Perry insiste que una valla fronteriza es una forma poco práctica de controlar la entrada de inmigrantes en Estados Unidos. Respaldó además una ley texana del 2001 que permite a los hijos de inmigrantes que carecen de permiso para entrar o permanecer en el país estudiar en las universidades texanas con matrículas subvencionadas si cumplen ciertos requisitos.




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 18.98
Venta 19.48
€uro
Compra 20.57
Venta 21.07

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad