Tuesday 17 de January de 2017

Patrimonio histórico al mejor postor

Mis Apuntes

     10 Nov 2012 03:20:00

A- A A+

Compartir:

Inicia como Escuela
La escuela Práctica de Minas y Metalurgia de Fresnillo, el primer plantel profesional de la ciudad, se hizo realidad por gracia de un Decreto fechado en el Palacio Nacional de Tacubaya el 30 de julio de 1853. En su tiempo en el segundo y único plantel en la República, dependiente del Colegio de Minería de México.
Su aparición desde sus orígenes y la accidentada existencia a través de los años nos arroja una serie interminable de consideraciones que necesariamente debemos citar para entender los más incongruentes usos y otros más en que ha sido convertido impunemente.
En primer término reproducimos textualmente el documento en sus primeras siete líneas: El Exmo. Sr. Presidente de la República se ha servido dirigirme el decreto siguiente: ANTONIO LOPEZ DE SANTA-ANNA, Benemérito de la Patria, General de División, Caballero Gran Cruz de la Real y distinguida Orden Española de Carlos III, y Presidente de la República Mexicana, a los habitantes de ella, sabed: Que en uso de las facultades que la Nación, se ha servido conferirme, decreto lo siguiente:
Artículo 1.- Se establece una escuela práctica de minas y metalurgia, que ahora se situará en Fresnillo bajo la inmediata dirección del colegio del mismo ramo de la capital.
En 1858 egresa la primer generación; sus funciones concluyen en 1861. Más adelante aparece en la ciudad de Pachuca, la justificación de ello: “Debido a lo alejado que está Fresnillo y las dificultades del transporte”.
De esa manera, Fresnillo fue despojado de una institución de esa naturaleza. Antes de proseguir con ésta brevísima narrativa, nos llega a la memoria lo que cometiera en ésta minera ciudad de Su Alteza Serenísima después de derrotar a Francisco García Salinas; Fresnillo, principalmente sus minas fueron saqueadas, dejando al frente de ellas a los incondicionales del Presidente.
La Escuela Práctica de Minas y Metalurgia de Fresnillo, no fue para nada una especie de retribución de daños perjuicios, luego de recordar la funesta incursión del mandatario del país y huestes militares, unos lustros antes de la construcción del plantel.
Para erigir la escuela se destinaron recursos federales, a nivel estatal le correspondió al entonces Gobernador Gral. Francisco G. Pavón destinar 18 mil pesos. Algunos historiadores señalan que José González Echeverría como Gobernador Interno del Estado influyó para que El Mineral tuviera una institución dedicada a la preparación de profesionales en minería. Inclusive como administrador de las Minas de Proaño González Echeverría también proporcionó recursos monetarios para la obra. Al cerrar la institución y quedar en el abandono es cuando empieza su incierto destino. En 1890 se dio un uso adecuado aal inmueble, al instalarse el Hospicio con el nombre de José González Echeverría, quien al morir en esta ciudad en 1864 deja un legado de más de 50 mil pesos para la educación y capacitación de los hijos de mineros pobres.
El Hospicio fue inaugurado por el Gobernador Jesús Aréchiga y deja de funcionar hasta 1915.
El tiempo transcurre y también el abandono y destrucción del inmueble. Entre 1919 y 1923 la empresa minera Méxican Corporation intenta comprarlo y empieza el regateo. De ello también se conservan misivas que transcriben todo lo relacionado a la oferta y demanda, sin llegar por fortuna a nada. Hasta el Gobernador Moreno desconoció que el Municipio tuviera facultades para determinar el uso.
Llegó a ser cuartel militar (1926-1962), plaza de toros, vecindad y ruinas. En 1966 se pretendió una vez más venderlo al mejor postor y aparecen documentos donde lo compraría el Patronato de la Ciudad de los Niños que ahí se establece en tres mil pesos. La operación jamás de realizó.
       
Echeverría rescata el  ágora en 1970
A finales de los años 70 se logra el rescate y restauración de la antigua escuela de minería. Interviene el Gobierno del Estado y FONAPAZ. Se le da el nombre de Ágora Fonapaz. En 1980 se hace entrega oficial del edificio a José Bonilla Robles, Presidente Municipal y desde entonces surgió la Casa de la Cultura o Ágora José González Echeverría. Alojándose en su interior los primeros museos de personajes fresnillenses.
Como jamás se llevó a cabo un proyecto integral de conservación y mantenimiento, el majestuoso edificio empezó una vez más a sufrir daños por todos lados. Ahí se estableció la primera Universidad de Fresnillo. Hace seis años se intentó la restauración de una primera etapa. Aquí viene lo disparatado: se pretendió convertirlo en un negocio de particulares llamado Call Center que fue un mayúsculo fraude. Surgió después el comodato por 15 años para establecer donde se había destinado para la Ciudad de lo s Niños el Museo de Minería que patrocina la empresa minera.
El primer comodato-conservamos los documentos- citaba un período de uso de 30 años, finalmente se acordó tan solo 15. Data del año de 1997.
Fue precisamente en ese tiempo cuando finalmente y después de reiterativas gestiones para determinar que instancia era responsable del edificio, la Legislatura Local emite el Decreto donde se clarifica que es Propiedad Municipal; mejor dicho para que usted nos entienda y quede claro: PATRIMONIO DEL PUEBLO.
En fechas más recientes, nos enteramos que se ha suscrito un nuevo comodato con la empresa minera abarcando todo el edificio y por 25 años. Desconocemos condiciones por la oscura manera en que se maneja el Patrimonio Histórico de Fresnillo.

fresnillo@imagenzac.com.mx




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.52
Venta 22.02
€uro
Compra 22.98
Venta 23.48

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad