Friday 20 de January de 2017

Peña Nieto, con viento a favor

     26 Nov 2012 03:30:00

A- A A+

Compartir:

Muchos mexicanos se preguntan cómo le irá al país con el regreso del PRI a la presidencia de la República, de la mano de Enrique Peña Nieto. Los datos concretos mueven al optimismo.
Por principio de cuentas, Peña Nieto es el primero de los últimos seis presidentes de la República que llega al poder sin crisis económica o política.
José López Portillo asumió la presidencia en 1976 en medio de la crisis económica creada por las locuras de Luis Echeverría Alvarez; Miguel de la Madrid toma el poder en 1982 con el país a punto de deshacerse por la crisis económica creada por la frivolidad de JLP; Carlos Salinas de Gortari toma la primera magistratura en 1988 en medio de tormentas políticas creadas por la fractura del PRI; Ernesto Zedillo es presidente en 1994 y a los 18 días le estalla en la cara la crisis de ese diciembre que dejó a todo el país y a todos los mexicanos en quiebra; Vicente Fox  es presidente en el 2000 con la guerrilla zapatista en actividad y Felipe Calderón llega a la precedencia en el 2006 con la crisis de haber ganado por algo más de 200 mil votos.
Enrique Peña Nieto toma posesión en seis días más, en condiciones óptimas:
La economía está en las mejores condiciones de las últimas décadas: sin deuda ni inflación y con un crecimiento de alrededor del 4% completando los tres años de mayor crecimiento en las últimas décadas.
No se vislumbran tormentas políticas en el horizonte de corto plazo y Peña Nieto asumirá la presidencia con una oposición que ha manifestado su intención de apoyar los cambios que favorezcan al país.
El primer año de EPN puede ser extraordinario:
Llegará con una reforma laboral que puede abonar a que por primera vez desde 1981, se genere un millón de empleos.
No obstante que la economía internacional no es un paraíso terrenal, hay signos de que no habrá recesión y sí una recuperación modesta, lo cual podría contribuir a que la economía mexicana crezca cerca del 5 por ciento. Los inversionistas extranjeros están viendo a México como un lugar atractivo para traer su dinero.
No obstante las presiones de los precios de las materias primas, la inflación no se desatará. Es decir, cuando menos el primer año puede ser extraordinario y los frutos de esos logros caerán en las manos y en la aprobación que Peña Nieto consiga en sus primeros 12 meses como Presidente de la República.
Después, deberá tener cuidado de no meterle la mano y desequilibrar las finanzas públicas, costumbre que ojalá los priístas hayan olvidado.
Necesitará impulsar una reforma energética que atraiga miles de millones de dólares de inversión.
La verdad es que las expectativas de México en el corto y mediano plazo son extraordinarias porque las bases se han puesto y es posible que el país viva una época de oro. Hasta el próximo lunes con nuevas… PERSPECTIVAS.
*Periodista
luemer@gmail.com




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.90
Venta 22.4
€uro
Compra 23.41
Venta 23.91

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad