Sunday 22 de January de 2017

Planeación utópica

CARTAS DESDE EL EXILIO

     25 Mar 2013 03:30:00

A- A A+

Compartir:

Me parece que toda planeación estratégica debe partir de un fondo de recursos disponibles y no virtuales. Las universidades estadounidenses, por ejemplo, elaboran sus planes de desarrollo sobre la base de presupuestos reales y concretos. La bolsa financiera de estas instituciones ciertamente es cuantiosa, pero no infinita.
Por tanto, aunque las necesidades pudiesen ser ilimitadas, los montos económicos siempre tienen umbrales bien acotados. Cuando las universidades desean realizar proyectos que están por encima de sus posibilidades, deben incrementar por alguna de las múltiples vías sus ingresos.
En México, nuestras autoridades gubernamentales tienen la manía de copiar los modelos educativos de los Estados Unidos sin tomar en cuenta el sólido soporte monetario que éstos tienen. Los funcionarios del ramo piensan equivocadamente que hay una escisión entre planes y estrategias de desarrollo académico y, por consiguiente, obran sobre la base de un error monumental.
Supongamos que la SEP desea convertir a la UNAM en una suerte de Harvard sin reducir el tamaño de la matrícula. De entrada tendría que disminuir el número de estudiantes por grupo, para homologar este aspecto con el de la universidad estadounidense. Esto llevaría al incremento gigantesco de profesores cualificados, espacios, bibliotecas e infraestructura material y administrativa. Además del equipamiento en actividades deportivas y culturales, así como del que se requiere para los prolijos eventos extracurriculares.
Para hacer de la actual UNAM una institución tipo Harvard tendría que otorgársela un presupuesto descomunal, alrededor de 20 mil millones de dólares si consideramos que la matrícula es cuando menos 10 veces mayor a la de su homóloga estadounidense, lo cual es imposible en un país emergente como lo es el nuestro. Cabe preguntarse, entonces, ¿por qué los burócratas de la educación persisten en este tipo de planeación inviable y engañosa?
Sería absurdo pensar que se debe a un desconocimiento técnico; por el contrario, tienen plena conciencia de la utopía que proponen, no obstante, puede intuirse la presencia de una suerte de subtexto que alude a un conjunto de intenciones que por algún motivo no se desea hacer explícito. Sin embargo, el aplazamiento de la recompensa, si es eterno, tarde o temprano se convertirá en una zanahoria podrida.
Es verdad que la planeación tiende a ordenar racionalmente la administración de las instituciones, pero un buen chef sabe que con poco dinero se puede hacer un menú decoroso, no un banquete de reyes. La falta de universidades mexicanas entre las 200 mejores del ranking mundial es un golpe contundente.

*Miembro del Sistema Nacional de Investigadores




Lo más leído
Tim Matheson en ¿Quién mató a Reagan?
Gwyneth Paltrow recomienda huevos vaginales de jade 
Una segunda oportunidad para tu basura
Concluyen las primeras obras del programa de rehabilitación de calles 
Gael García, fiel a sus ideales
Localizan en Luis Moya el cuerpo de un hombre con el tiro de gracia 
​Celebra Evo Morales 11 años de presidente: Busca la reelección 
Desaparece el helicóptero de empresario regiomontano
Muere Yordano Ventura, pitcher de los Reales de Kansas City 
No es tiempo de revisar el contrato colectivo: Gerardo García 
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.58
Venta 22.08
€uro
Compra 23.07
Venta 23.57

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad