Tuesday 24 de January de 2017

Reconquista de Latinoamérica

     19 Mar 2013 03:30:00

A- A A+

Compartir:

El Papa Francisco proviene de la más pura ultraderecha de la Iglesia Católica y vive con la mística humilde del jesuita. Contradicción o no, pero el argentino Jorge Begoglio ha demostrado durante muchos años que él no está dispuesto a aceptar matrimonios gay, despenalizar el aborto y, mucho menos, la separación entre Iglesia y Estado; tres ingredientes medulares que han provocado ciertos avances democráticos en la América Latina a la que, dicen los gobiernos del continente americano, ayudará este nuevo Papa.
La figura de Bergoglio, más allá de la humildad y sencillez que irradia a cada paso, debería ser temida por los gobiernos de América Latina, donde vive más del 70% de la feligresía mundial de la Iglesia católica. Si hace 15 años los gobiernos latinoamericanos enfrentaron una férrea resistencia del Vaticano para ceder ante modificaciones que separaran definitivamente sus relaciones diplomáticas con los Estados, ahora, el nombramiento de un Papa con las características de Bergoglio, quien no está dispuesto a ceder en ese campo, debería ser un asunto preocupante porque podría tratarse de ganar el terreno que las prelaturas han perdido. El Vaticano, sin América Latina, desaparecería.
No hay mucho que esperar del Papa Francisco para fomentar una América Latina democrática. El enfrentamiento que protagonizó hace algunos años con los Kirchner, y las acusaciones de haber apoyado la dictadura argentina, no son buenos referentes.
En 1986, el fundador del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), Emilio Mignone publicó su libro Iglesia y dictadura. El papel de la Iglesia a la luz de sus relaciones con el régimen militar donde menciona que Bergoglio estaría vinculado con el secuestro de los sacerdotes jesuitas Orlando Yorio y Francisco Jalics ocurrido el 23 de mayo de 1976. Dicha tesis sería reflotada por el periodista Horacio Verbitsky, quien publicó en 2005 el libro El Silencio. Bergoglio habría quitado, en su rol de provincial de los jesuitas en Argentina, la licencia eclesiástica a dos sacerdotes de su congregación (Orlando Yorio y Francisco Jalics) que trabajaban en Villas Miserias de Buenos Aires, los cuales fueron luego secuestrados y torturados por militares argentinos.
La catequista María Elena Funes, quien estuvo detenida en la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), indicó que los sacerdotes no recibieron la protección de Bergolio. El entonces "provincial" de los jesuitas relató que ante el peligro les ofreció a ambos refugio en la casa de los jesuitas, pero los dos sacerdotes decidieron continuar sus labor social en barrios humildes, cuando fueron secuestrados. Los jesuitas secuestrados reaparecieron el 24 de octubre de 1976. A causa de ello, Verbitsky intenta asignar responsabilidades al cardenal por este hecho y presentó cinco testimonios de curas y teólogos para intentar confirmar el rol de Bergoglio durante la dictadura en el secuestro de los sacerdotes.
¿Hasta dónde influirá el nuevo Papa en las nuevas políticas de los gobiernos latinoamericanos frente al Vaticano? Lo sabremos en los próximos años.

*Periodista freelance
Director de elhorizontal.com
edgarfelix@elhorizontal.com




Lo más leído
EU frena 100 tons de aguacate mexicano; descartan culpa de Trump
Pide PAN que fortuna de 'El Chapo' se reparta entre México y EU
Uno tiene que buscar la manera de tener un peso más: Cortés Navia 
Alumno de secundaria amaga en Facebook con tiroteo
Cancelará la Secretaría de Finanzas la mitad de las plazas vacantes
Otorga el Ayuntamiento de Zacatecas apoyo a un Grupo Étnico 
Reconocen incremento de homicidios en Guadalupe
Adolescente embarazada resulta herida en Cancún
Anuncian foro para atender a migrantes 
México se levanta de la mesa si nos quieren hacer pagar el muro: SE
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 21.45
Venta 21.95
€uro
Compra 23.02
Venta 23.52

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad