Thursday 23 de March de 2017

Un deporte encantadoramente turístico

Trotamundos

     13 Apr 2013 04:00:00

A- A A+

Compartir:

Es increíble pensar que uno de los polos de desarrollo turístico e industrial de muchas ciudades esté basado en tener dónde practicar un deporte que data del siglo 15 y es de origen escocés. Curiosamente en ese rincón del mundo comenzó la historia con pastores que se entretenían golpeando con palos a cantos rodados hasta llegar a una meta. Se dice también que los romanos practicaban un juego con un palo curvado y una bola hecha de plumas que podría ser el antecedente a esta actividad deportiva. Algunos historiadores sostienen que el origen del susodicho es de los Países Bajos y que el término proviene de la palabra holandesa Kolf, que significa palo; por supuesto, hablo del golf.
Cuenta la leyenda que los campos de golf tienen 18 hoyos porque el whisky tiene 18 medidas y, como se imaginarán, la aceptación del mismo fue muy rápida, por lo que el Rey James II lo prohibió para que sus súbditos no abandonaran las artes de la defensa para la guerra. En el siglo 15 dicha orden fue levantada por la popularidad que había alcanzado y se ignoraba dicha ley. En sus comienzos, el golf logró que compitieran de igual a igual sus jugadores. Como dato curioso, el primer encuentro del que se tienen datos es el que jugaron el Príncipe de Gales con John Patterson en el año de 1682. También les platico que dicho deporte es el único que se ha jugado en la superficie lunar en 1971 por los astronautas Alan Bartlett y Edgar Mitchell durante la misión del Apolo 14.
Quiero citar como ejemplo del título de esta aportación a la ciudad de San Antonio en Texas, una de las ciudades más visitadas del sur de Estados Unidos; recibe anualmente la nada despreciable cantidad de 20 millones de turistas por año. Para el censo del 2010, esta metrópoli tenía solo 1 millón 350 mil habitantes. Lo importante del tema es que el turismo de San Antonio no sólo está basado en lo más popular, que son sus parques de diversiones y las misiones. El turismo de negocios se perfila en estas urbes a disfrutar al menos de una tarde de golf. Esta ciudad sólo en sus límites tiene 35 campos de golf, y fuera de ellos, la cantidad casi se duplica. Este dato me hace pensar lo que hay detrás del negocio del golf en lugares como este.
Aterrizando el tema en nuestro país, los estados que más campos de golf tienen son nombrados por orden alfabético: Baja California Sur, Jalisco, Estado de México y Quintana Roo. Vale la pena mencionar el desarrollo golfístico en cuanto a número de campos en estados como Veracruz, Nuevo León, Guerrero, Coahuila y Tamaulipas. Afortunadamente en las playas este concepto cada vez tiene más seguidores no sólo internacionales, sino nacionales. Por fortuna el tener por un tiempo a la mejor golfista del mundo, Lorena Ochoa abrió el mercado potencial nacional a este enfoque turístico. Desarrolladores de complejos como Jack Nicklaus, Greg Norman y la misma Lorena Ochoa están apostando por desarrollos en México que no sólo se acompañan de turistas, sino de bienes raíces y personas que visitan nuestro país por periodos más prolongados.
Si nos acercamos mas a los estados vecinos, Coahuila tiene ocho campos que repartidos en su territorio, y aunque usted no lo crea, lo hace un destino muy competitivo para ser sede de empresas transnacionales. Es increíble que este requisito marque el futuro de una empresa en nuestro país. Las transnacionales se preocupan por cómo invertirán el tiempo sus empleados y con quién se relacionarán. Como verán, los campos de golf actualmente son un factor determinante al pensar en inversiones. San Luis Potosí es otro buen ejemplo, pues no sólo se conforman con uno de los mejores centros de alto rendimiento deportivo, sino con dos campos de los cuales uno es impresionantemente bello; me refiero al club La Loma.
Aguascalientes no se queda atrás, con tres campos de golf que le dan la bienvenida a todos los inversionistas extranjeros en la zona. Qué bonito es ver un club vivo y con mucha gente jugando. También es muy agradable ver y disfrutar la etiqueta de juego que ronda en una cordial convivencia.
Nuestro estado tiene casi tres campos de golf que promueven esta clase de visitas. La capital tiene un club de golf privado, donde el ingreso al mismo es por medio de una carta. La cuota por jugar no es tan cara y el campo está muy bien cuidado. En Madero, empresa minera, hay otro campo que tiene ocho hoyos y el llegar a él es un poco más complicado debido a que se encuentra dentro de las instalaciones de la misma. Por último, el campo de Fresnillo lo mantiene la empresa Peñoles y se caracteriza por ser uno de los más antiguos de Latinoamérica, así como uno de los más baratos para jugar en la República. Como requisito considero que cumplimos, pero podríamos aspirar a algo más. La limitante es que nuestros dos campos son de nueve y no de 18 hoyos. De esta forma, al jugar una ronda se dan dos vueltas y el tamaño resta valor al activo.
El golf une edades y es un deporte que da ventajas a los que las necesitan. Sugiero nunca olvidar la bonanza que pueda traer a nuestro país el desarrollo de este tipo de inversiones. Hasta la próxima.

*Presidente de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles de Zacatecas (Amhmzac)
rmunozc1970@hotmail.com
Twitter: @rmunoz1970




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 18.98
Venta 19.48
€uro
Compra 20.57
Venta 21.07

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad