Thursday 23 de March de 2017

Vecinos de 245 localidades, expuestos a tiros de mina

Provocan una muerte cada cuatro o cinco años, asegura el jefe de Bomberos y PC

     5 Apr 2013 04:00:00

A- A A+

Compartir:
  • En muchos casos, las mallas protectoras de los tiros de mina lucen deterioradas; en otros casos ni siquiera existen. En muchos casos, las mallas protectoras de los tiros de mina lucen deterioradas; en otros casos ni siquiera existen.
  • La Cueva del Diablo. La Cueva del Diablo.
Imagen de


Un par de niños de entre 8 y 10 años de edad juegan apaciblemente entre las subidas y las bajadas naturales que conforman el cerro; su madre reiteradamente les ha pedido que no se alejen ya que a menos de 100 metros de su hogar “comienzan los tiros”.
Erika Noemí Loera, vecina de la calle Gladiola de la colonia Taxistas, vive, al igual que decenas de familias, cerca de un área extensa de tiros, ya sean de minas o de formación natural.
“Uno de suerte que ya conoce el terreno, pero en la noche nos da mucho miedo porque además ahí se pueden esconder animales salvajes o personas de malas intenciones”, sentencia sin quitar la vista de sus niños.
La señora dijo a Imagen que desde hace mucho tiempo han solicitado al Ayuntamiento de Zacatecas que ponga “mínimo señales” para prevenir a los que transitan por ahí, ya que es muy común que la gente, ya sea como parte de su caminata recreativa o como su diario pasar, transite por esa área.
A menos de 200 metros se ubica la conocida Cueva del Diablo, tiro de enormes proporciones y gran profundidad que desde hace varios meses carece de una malla ciclónica de protección, puesto que fue hurtada, explica Erika Noemí.
Sin embargo, no sólo la colonia Taxistas se enfrenta a esta problemática. Los habitantes de las colonias H. Ayuntamiento, Francisco E. García y 21 de Julio también hacen suya esta historia.
Esteban Trinidad, vecino de la calle Prolongación de Niños Héroes de la 21 de Julio, con evidente alarma comenta que los niños de la zona, constantemente por diversión, “se van a los tiros a jugar a echar piedras, lo que nos causa temor”.
A menos de 100 metros de la calle los ciudadanos pueden tropezarse fácilmente con un amplio tiro cuya malla desluce totalmente destrozada. “Fueron los mismos que están construyendo el paso a desnivel”, responsabiliza Esteban a los trabajadores que construyen el puente en la vecina colonia Alma Obrera.
En un recorrido que el equipo de Imagen realizó, encontró, a menos de 200 metros de la zona habitacional tres tiros de gran profundidad sin ningún tipo de protección; Esteban informa que ya son varias las veces que han solicitado a las autoridades que coloquen mallas, “pero no nos hacen caso”, lamenta.
Un vecino de la calle Segunda de Guerrero, de la misma colonia, y que se identificó como Juan Pérez, se sumó al malestar del primer colono e incluso mencionó que se rumoraba que en los tiros más grandes y un poco más alejados “se escondían delincuentes”.
Situación contraria a estas colonias se vive en la colonia Estrella de Oro de la Comunidad de El Orito en la que no se halló ningún tiro al descubierto; en entrevistas con los vecinos se notificó que todos ya habían sido tapados.
Alejandro de León Belmontes, vecino de la avenida de la Plata de la colonia, refiere que la mayoría de las casas de dicha vía están asentadas sobre antiguos tiros de mina, sin embargo, advierte que “nunca hemos tenido problemas”.
En la calle del Fancio, Rosa María Ortíz Delgado, vecina capitalina, relata que hacía un tiempo en la zona se registraban hundimientos constantes al encontrarse un tiro de gran profundidad, sin embargo, detalla que desde hace poco más de un año las autoridades pusieron concreto y el problema se resolvió.
“Hace años la tierra se hundía, le tapaban y le tapaban con tierra y se seguía hundiendo; pasaban los camiones repartidores del gas y del agua y siempre se hundían en esa parte”, narra aliviada.

En la mitad del estado
En el estado, 29 de los 58 municipios concentran 245 localidades que están expuestas a algún tipo de riesgo por hundimiento asociado a tiros de mina, informó Varenka Ávila Gil, jefa del Departamento de Atlas de Riesgo de Protección Civil y Bomberos estatal.
Los municipios de Chalchihuites, Concepción del Oro, Fresnillo, Guadalupe, Pánuco, Sombrerete, Vetagrande y Zacatecas son los que concentran más áreas urbanas expuestas a algún tipo de peligro por hundimiento asociado a tiros o minas.
Ávila Gil añadió que en la capital hay dos áreas de concentraciones de tiros: la primera es en las inmediaciones del Cerro de las Bolsas; la segunda zona se localiza en el área de El Orito, sin embargo, precisó también se localizan varios tiros en los cerros de La Bufa, El Grillo y El Encinillo.
La funcionaria estatal detalló que anteriormente los asentamientos humanos formaban parte de las zonas periféricas de la ciudad, pero ahora la mayor parte de las colonizaciones han bordeado prácticamente las zonas de desarrollos mineros y se encuentran en áreas conurbadas.
“La construcción de fraccionamientos en asentamientos irregulares responde directamente a que en los últimos 15 años el estado ha tenido un desarrollo acelerado, especialmente la capital, lo que ha propiciado la creación de sitios que cubren zonas con desarrollos mineros y áreas mineralizadas no desarrolladas o exploradas suficientemente”, explicó Ávila Gil.

“Pocas muertes”
Juan Antonio Caldera Alaniz, jefe de Bomberos del Estado de Zacatecas, explicó que las muertes por caídas en tiros de minas se dan de manera muy aislada, pues se tiene un promedio de un deceso cada cuatro o cinco años.
En lo que va de 2013, precisó, sólo se ha registrado una muerte por este motivo, a lo que agregó que en el 99% de los casos se debe a la imprudencia de los siniestrados.
El funcionario detalló que hace 18 años se realizó un recorrido exhaustivo por toda la zona metropolitana, fecha en la que se contabilizaron hasta 300 tiros de profundidades que iban desde los 30 hasta los 200 metros.

Sin plan específico
Al respecto, Caldera Alaniz admitió que no existe un plan de prevención específico para los tiros de minas, ya que en caso de tener que intervenir por algún percance, se trabaja con el protocolo que marca el Plan General de Contingencias.
Caldera Alaniz comentó que hasta el momento no se tiene detectada una zona de alto riesgo cercana a las zonas habitacionales y reconoció que lo único que hace la institución que encabeza es emitir recomendaciones a los ayuntamientos para que estos sean tapados.
Sin embargo, advirtió que en muchas ocasiones son los mismos pobladores los que tiran las mallas para depositar basura, por lo que comentó que hace falta generar más cultura de prevención.
La jefa del Departamento de Atlas de Riesgode PC y Bomberos enfatizó que la falta de estudios geológicos, geotécnicos y geofísicos por parte de las constructoras son también las razones principales por las que se construyen fraccionamientos en lugares peligrosos o no adecuados para ello como tiros, terreros, jales, respiraderos y catas, lo que hace vulnerables esos lugares.
Ávila Gil explicó que como parte de las medidas de precaución la Dirección de Protección Civil y Bomberos del estado recomienda que en el caso de tiros y respiraderos abandonados las empresas mineras instalen señalamientos en lugares visibles.
La colocación de tapas de concreto armado y mallas ciclónicas en un área de por lo menos 10 metros de radio también forma parte de las medidas de precaución.
Además, se recomienda realizar estudios de mecánica de suelos y rocas, así como estudios geofísicos previos a la autorización de desarrollo urbano en aquellas zonas de mayor proyección de crecimiento donde se registran desarrollos mineros subterráneos cuya orientación y profundidad se desconoce.
Ávila Gil también agregó que se debe llevar un adecuado control de las vibraciones del terreno para que estas cumplan con las normas tanto nacionales como internacionales, además de tener un buen control del uso de suelo y del otorgamiento de permisos para instalaciones de unidades mineras.

mgonzalez@imagenzac.mx




Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 18.98
Venta 19.48
€uro
Compra 20.51
Venta 21.01

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad