×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Fieles celebran al santo a caballo, Santo Santiago
Rocío Ramírez
~
25 de Julio del 2016 21:49 hrs
×


Compartir



Liga Corta




MOYAHUA DE ESTRADA.- Hablar del mes de julio en este municipio del sur zacatecano, es hablar de fiesta, fe, amor y honor, ¿a quién?  al santo con más templos a nivel mundial, ese que va a caballo, Santo Santiago Apóstol, a quien se venera el día 25 de este mes.

En esta festividad Moyahua de Estrada marca pauta, pues en este día el municipio se convierte en el más visitado del sur de Zacatecas.

Como es costumbre, miles de fieles acuden a saludar a Chaguito, como le dicen de cariño, algunos pagan favores o mandas, mientras  otros van a implorar su protección y cobijo para el resto del año.
Distintas peregrinaciones de sitios como Juchipila o bien de Guadalajara, caminan hasta llegar al pie del altar donde se encuentra a su alcance Santo Santiago.

Algunos demuestran la fe hirviente en su corazón, con el sacrificio físico, llegan de rodillas a la urna que contiene la imagen divina del santo.

El momento de encuentro es breve, dura tan sólo unos segundos y es que el número de personas que aguardan para tocar la urna que lo resguarda es elevado.

Los tastuanes hacen lo propio y también acuden a saludar al patrón, aquellos cuya edad o enfermedad no les permite hacerlo de forma rápida, son ayudados por sus familiares para llegar hasta la imagen bendita.
En esta ocasión encontramos un caso especial, César Iván Quezada, originario de Mezquital del Oro, quien caminó desde su municipio hasta Moyahua, para saludar y agradecer a Chaguito; al entrar al atrio de la iglesia se arrodilló y de esa forma llegó a felicitar a su benefactor.

Como siempre, Santo Santiago recibió múltiples muestras de fe y cariño, además su urna se llenó de flores mientras entonaban cantos para él y le acercaban los denominados milagritos que son partes del cuerpo como brazos y piernas, entre otros; esto en virtud de la parte del cuerpo que por intercesión de Santo Santiago, hayan sanado.

Por otro lado, los fieles también redimen sus culpas y acuden al representante del santo (un hombre de carne y hueso) quien les golpea con una espada según la magnitud de su deseo, hay quienes reciben 50 golpes, algunos 30, 20 o 10 y en el caso de los niños son menos.

También a esta fiesta acuden los hijos ausentes, aquellos que se fueron del pueblo con la esperanza de tener una mejor calidad de vida, pero año con año dejan las labores en sus nuevos mundos y vuelven a casa con su santo patrono llenos de alegría causada porque éste les ha dado la oportunidad de regresar a su pueblo, donde radican los suyos y permanece su fe.

En la ceremonia eucarística impartida por el señor cura J. Jesús Martínez Jiménez, se invitó a los creyentes a tener la misma fe que tuvo Santo Santiago en Dios, pues él fue el primero en derramar su sangre por Jesucristo nuestro señor.

También los exhortó a ser católicos “de todos los días”, no sólo de los domingos y sobre todo a desempeñarse con fe en cada aspecto de su día a día, ya que el trabajo realizado de la mano de Dios es fundamental para lograr la vida eterna.