×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Fragmentos
¿Triunfo social?
Sergio Martín Moreno
~
14 de Febrero del 2017 23:26 hrs
×


Compartir



Liga Corta




La gasolina no subió en febrero como se tenía previsto por el alza de los precios internacionales del petróleo y el tipo de cambio. El gobierno recibió el mensaje del disgusto social a través de los medios, las redes sociales y movilizaciones, unas pacíficas y otras violentas. La sensibilidad política sugería esta decisión. ¿Un triunfo de la sociedad sobre el gobierno? Mi respuesta es no. Es lo más parecido a un tiro en el pie que la sociedad misma se da.
Como hemos sostenido aquí, el precio de la gasolina es lo que cuesta producirlo, transportarlo y los impuestos que se cobran. Como nadie nos regalaría el petróleo o nos lo llevaría gratis a nuestras ciudades, lo que queda es subsidiar con menos impuestos desde gente modesta con autos pequeños a la clase media y alta con autos más grandes y de lujo, en detrimento de los muchos más millones que no tienen auto.
El subsidio es de 1,200 millones de pesos. Lo que sucederá es que habrá un recorte más en gastos. Un puente, un camino, una clínica menos; es decir, un poco menos de lo que necesitamos. Igualmente, este subsidio no viene de la nada, su origen son los impuestos de todos los mexicanos. De esta forma, el trabajador que no tiene automóvil y el cual paga impuestos va estar subsidiando la gasolina de la camioneta del rico y de los guaruras que lo siguen.
El impacto negativo en finanzas públicas es acomodar el subsidio para manejar adecuadamente su sanidad, la cual se encuentra bajo estrecha vigilancia por las agencias calificadoras. No nos extrañe que la conjunción de elementos como este subsidio y la incertidumbre provocada por el presidente Trump lleven a una baja de calificación y a más altas tasas de interés en el futuro.