×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Adoptan perros para usarlos en peleas  
Noé Marín
~
13 de Marzo del 2017 19:44 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Noé Marín /
ZACATECAS.- Del Centro de Atención Canina y Felina se han llevado mascotas en adopción para usarlas en peleas, admitió personal del lugar. 

El 95% de los perros callejeros que están ahí fueron abandonados. Hay problemas de sobrepoblación y mensualmente albergan  más de 110 diez caninos.

El 15%  de estas mascotas terminan siendo sacrificadas, ya que presentan enfermedades o heridas sin remedio y que a veces ponen en riesgo a los otros animales.

Israel Domínguez, encargado del área médica del centro, dijo que además el 75% de los animales que ingresan presentan graves problemas alimenticios.

Solo el 5% nacieron en la calle y los demás fueron dejados debido a que sufrieron algún accidente, van a tener crías o simplemente no queda espacio en las casas de sus dueños, que muchas veces prefieren dejarlos antes que pagar los tratamientos.

Añadió que un 20%  de los animales llegan a través de denuncias de los ciudadanos, ya que los cachorros viven en condiciones deplorables y sus dueños los dejan días sin agua ni alimentos.

Lamentó que en ocasiones no tienen recursos para salvar las vidas de las mascotas que llegan en mal estado. 

“Solamente tenemos tratamientos para recuperar a los animales que vienen regulares para arriba, los que vienen en condiciones malas son sacrificados”, dijo.

Domínguez comentó que, pese a que en otros estados ya hay un Centro de Atención Médica para animales, Zacatecas no tiene uno y la función del  CACF se limita a albergar a los animales  en lo que encuentran otro hogar. 

“No somos un hospital ni una clínica, no tenemos el recurso para llevar a cabo los tratamientos; muchas de los cachorros que logramos recuperar es gracias a las donaciones de la gente y el presupuesto de la presidencia”, dijo.

Aseguró que, en caso de instalarse un centro en la capital,  al menos un 10% de los cachorros que son sacrificados tendrían otra oportunidad para integrarse a  una familia, ya que la mayoría pertenecieron a una y sabrían adaptarse.

El centro solo tiene 38 jaulas con capacidad para 80 cachorros y  reciben más de 110 caninos cada mes.
Señaló que menos del 60% son adoptados y, aunque la duración ya no es un factor para sacrificarlos, lo ideal sería que duraran solo seis días; sin embargo, algunos cachorros tienen hasta tres años en la espera de un hogar.

Aunque no precisó cifras, aseguró que aumentaron los casos de cachorros que son adoptados y usados en peleas, sin embargo, debido al poco personal del centro, no es posible darle seguimiento a las adopciones.

Comentó que, al ser un centro público, no se puede negar los cachorros a las personas y la única manera que tienen para evitar este problema es  no volver a otorgar otro a quienes realicen esta práctica con los perros.