×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Fragmentos
Un centro radical
Sergio Martín Moreno
~
10 de Mayo del 2017 00:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Los conceptos de izquierda y derecha en la política han perdido sentido. La izquierda perdió terreno con la caída de los regímenes socialistas dirigidos por un estado grande y autoritario; no obstante, que el ideal de igualdad y superación de la pobreza haya sido su guía. La derecha ha reivindicado los mecanismos de mercado como la vía para generar riqueza, con un estado pequeño, pero democrático y eficiente; no obstante, no le ha sido posible reducir la desigualdad y la pobreza. 
Pensadores de gran alcance han propuesto lo que se conoce como “centro radical”, que no es una posición política equidistante de la izquierda o la derecha. Es más bien una visión de inteligencia política y económica donde los fines sociales que se persiguen, como la igualdad, no estan en pugna con la capacidad y eficiencia de la economía y el tamaño del estado. Este enfoque también propugna por una participación ciudadana más  educada políticamente.
Para ilustrar uno de los aspectos de este enfoque vamos a tocar la distinción entre favorecer al mercado o favorecer a los empresarios. Favorecer el mercado implica beneficiar por igual a consumidores y productores a través de la competencia en libertad y tener un estado que regule, sin estorbar, y no permita el abuso de los unos sobre los otros. 
Favorecer a los empresarios sería ponerse del lado de un grupo de la sociedad para medrar contra los consumidores. En este contexto el estado estaría para facilitar esta acción depredadora y dejar que unos cuantos se beneficien de otros muchos. La posición política del centro radical propone favorecer el mercado y que el estado vigile y corrija las fallas de mercado en favor de la sociedad y la economía, no en contra o favor de los empresarios.