×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Historias humanas
A Lalo, Jona y Lucas los une el amor por el skateboarding
Carlos Montoya
~
21 de Agosto del 2018 05:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Carlos Montoya / Los tres jóvenes se apoyan en sus entrenamientos.

ZACATECAS.- La patineta, significa para este grupo de amigos, horas de sana convivencia y diversión, quienes se juntan todos los días a patinar en la alameda Trinidad García de la Cadena, del Centro Histórico.

Ellos son: Eduardo Lizalde de 17 años, Jonatan Frías de 15 y Lucas Acosta de 14, quienes desde hace un par de años se reúnen para practicar el skateboard y fortalecer los lazos de amistad, mientras patinan de un lado a otro.

Los tres se juntan en la alameda, ya que les queda cerca de sus casas, y después de sus clases pactan una hora para practicar este deporte extremo que les ha dejado algunos esguinces, golpes y raspones durante el tiempo que llevan practicándolo ya que se han caído varias veces.

Lalo, es el de mayor edad y quien más tiempo lleva practicando con la patineta, pues desde hace dos años y medio, realiza esta actividad cuando se juntó con un grupo de amigos skates quienes le enseñaron las primeras suertes, como el ollie, fake, 180 grados, entre muchas otros.

Por su parte, Jona, lleva dos años en el mundo de las patinetas, cuando Eduardo lo invitó en esta práctica que terminó por apasionarlo, a pesar del riesgo que representa realizar este deporte extremo.

Mientras tanto, Lucas, el de menor de los tres, lleva un año enseñándose con la patineta, y dijo que, el ver a sus amigos patinar, lo incitó a comprarse su tabla y emprender el vuelo en este deporte en el que ha ido afianzándose.

Ellos, aparte de patinar, no se distraen de sus estudios de preparatoria y secundaria: al terminar sus deberes de la casa y la escuela es cuando se abren un espacio en su día para juntarse a patinar.

Los tres coincidieron en seguir consolidándose dentro del skate y cada uno a su ritmo, van avanzando en las suertes que conforman esta actividad de que según comentaron van a seguir realizando “hasta que se pueda”, porque no solo es un deporte, sino que para ellos representa un estilo de vida.