Sunday 11 de December de 2016

Alarmantes señales de descomposición extrema

J. Luis Medina Lizalde      12 Oct 2014 21:29:59

A- A A+

Compartir:
México vive una situación tan grave que genera noticias más horrorosas que las que provienen de territorios en guerra, como Siria e Irak, que muestran mediante escalofriantes videos las ejecuciones por decapitación de rehenes.

Sin embargo, todavía no entregan al mundo la imagen de un joven desollado y sin ojos, como ocurrió en el municipio de Iguala, Guerrero, en el marco de la barbarie empleada contra los estudiantes de Ayotzinapa.

Desde hace varios años se impuso en nuestro país el salvajismo de cortar la cabeza de la víctima y utilizarla para paralizar mediante el terror a la sociedad arrojándola en la pista de una discoteca o mostrarlas a sectores particularmente impresionables.

Así sucedió a las amas de casa, que un sábado por la mañana acudieron al Mercado de Abastos de la capital zacatecana a la hora en que las hieleras, conteniendo cuatro sangrantes cabezas, fueron depositadas ahí.

Las guerras son crueles de por sí, sobre todo las perpetradas por el régimen israelí contra los palestinos y las que libran los norteamericanos y los gobiernos cómplices en contra de pueblos con riqueza petrolera.

Sus infames bombardeos siembran muerte y llanto, pero todavía no se sabe de que esos pueblos padezcan métodos como la disolución de los cuerpos en ácido o el serruchamiento dolorosísimo de extremidades, enterramientos vivos y demás formas de crueldad.

En México es frecuente que a seres humanos se les coloque en situación tal que lo mejor que les puede ocurrir es que los maten pronto. Por eso la prensa mundial y los ciudadanos de muchos países han puesto el grito en el cielo y están forzando a sus respectivas clases políticas a que tomen distancia de un régimen como el de Peña Nieto, lo cual empieza a manifestarse con cada vez más energía.

Los dioses ciegan a los que quieren perder
Lo asombroso es que los políticos mexicanos siguen actuando sin atender señales de emergencia. Veamos algunos ejemplos de semejante desconexión con la realidad.

El avión considerado el más costoso en la historia mundial de la aviación servirá al presidente Enrique Peña hasta el segundo semestre del año entrante, pero esta semana lo trajeron a no se sabe qué cosa y luego lo regresaron a Estados Unidos para continuar con “detalles” que le faltan, en espera de que el hangar presidencial sufra las adaptaciones del caso.

Para ello se ha destinado un presupuesto de mil millones. ¿No hay quien desde las alturas del poder escuche la rabia social que se oye abajo contra semejante desmesura?

Los periodistas que cubren la búsqueda de los estudiantes de Ayotzinapa desaparecidos reportan con incredulidad la profusa propaganda en Iguala del senador guerrerense Sofío Ramírez promoviendo su informe legislativo.

Incurre en la misma garrafal ausencia de sensibilidad que tanto enojo social le acarreó a Ángel Aguirre cuando posa sonriente con el nuevo presidente de su partido en el mismo momento en que se descubrían las fosas repletas de cuerpos sin vida aún sin identificar.

Caminando a ninguna parte
En Zacatecas, el gobierno sigue confundiendo lo más con lo mejor y por eso transcurre de tropezón en tropezón.

No obstante las carretadas de dinero que dicen que invierten en seguridad, salta el dato de la falta de refrigeradores suficientes para los cadáveres acumulados y que los ayuntamientos no disponen de dinero para liquidar conforme a la ley a los elementos reprobados en los exámenes de confianza.

Es mucho tiempo perdido en la equivocada suposición de que el dinero compensa la ausencia de una política local de seguridad sin la cual seguimos dependiendo de lo que haga la Marina, el Ejército y policías federales, aguantando callados sus excesos y temiendo hacerlos enojar para que no se vayan.

La rendición de cuentas está en crisis en Zacatecas. El formato de la glosa del informe es tan
disfuncional como el del informe mismo. El bloque de diputados opositores recurrió a la única forma a su alcance para no convalidar un ejercicio sin sustancia: su ausencia en el recinto legislativo combinada con una glosa itinerante.

Su acción fue certera y previamente legitimada por el bloque oficialista que abandonó la sesión del día del informe para estar presentes en el acto adelantado del gobernador donde daría “su mensaje”.

Si en un tema se puede representar el sentir de la mayoría siendo minoría en el Congreso es en el de la rendición de cuentas. Al PRI se le podrá reprochar que en el 2010 recurrió al tema solo para ganar votos.
La oposición en el Congreso está obligada a demostrar que no inspira sus acciones en el cálculo electorero, pero sí atiende las señales de descomposición extrema.

Nos encontramos el jueves en El recreo.

twitter: @ luismedinalizal




Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
Alta moda en el Teatro Calderón
En puerta, la conmemoración del patrimonio zacatecano
La alegría cristiana del Adviento
Al tiempo
Beatriz Simon y Damián de la Rosa en el Felguérez
Concierto decembrino con la Camerata de la Ciudad
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 20.38
Venta 20.88
€uro
Compra 21.54
Venta 22.04

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad