Wednesday 07 de December de 2016

Atención humanizada al parto Arnulfo Joel Correa Chacón

Arnulfo Joel Correa Chacón      8 Jan 2014 20:30:06

A- A A+

Compartir:
En los últimos meses del año pasado se difundieron en los medios de comunicación, una serie de videos que presentaron casos muy lamentables de mujeres embarazadas en trabajo de parto, que por la falta de atención médica, dieron a luz en situaciones extremas.

Resalto solamente dos casos que sucedieron en Oaxaca y Puebla, de mujeres que tuvieron a sus bebés una, en el patio principal del Centro de Salud de su comunidad y la otra en la sala de espera de un hospital.

Enterarnos de esto, nos impactó doblemente porque además de las crudas historias que vivieron estas mujeres y sus familiares, increíblemente ambas se encontraban dentro de los límites de un hospital.

Pretender justificar situaciones como estas, no sólo evidencia las graves deficiencias del sistema de salud que existen en nuestro país, sino la falta de atención humanizada, sensible y cálida de algunos “profesionales de la salud”.

Esta situación me hizo recordar algunas prácticas médicas que se aplican indebidamente a mujeres durante el embarazo, parto o postparto.

Una mujer embarazada tiene derecho a disfrutar del más alto nivel posible de salud física, mental y social, a recibir atención de calidad y calidez antes, durante y después del embarazo, a ser tratada sin discriminación alguna y estar libre de violencia física, psicológica o institucional, es decir, nadie puede agredir o negar la atención médica por origen étnico, edad, discapacidad, condición social, condición de salud, o cualquier otra razón que atente contra su dignidad; las necesidades específicas y preferencias culturales siempre deben ser respetadas.

Recibir información objetiva, veraz y oportuna de forma clara y completa sobre los procedimientos clínicos que le van a realizar y sus consecuencias a corto y largo plazo, es otro de los derechos que frecuentemente se les niega, a este procedimiento se le llama consentimiento informado.

Si hablamos de privacidad, debo recordar que nadie puede exponerlas frente a otras personas ni exhibir información personal sin su autorización.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que en la atención del parto no se realicen ciertas prácticas médicas de forma rutinaria o innecesaria, que se atienda de forma individualizada y de acuerdo con las necesidades que cada parto demande.

En el proceso del parto, siempre y cuando la salud de la mujer lo permita, puede decidir el lugar de nacimiento en caso de ser un parto normal, sin complicaciones.

Actualmente tienen la posibilidad de recibir atención de calidad en su hogar, clínicas y hospitales. Cuando nace el bebé, el contacto físico piel a piel, es lo más importante, cuando la salud de ambos lo permita.

Lamentablemente algunas precisiones anteriores, son poco conocidas, al tener a su bebé en brazos, olvidan todas las vejaciones sufridas durante su proceso de embarazo.

Quiero pensar que casos como los mencionados, pueden evitarse si se cuenta con la información adecuada y el apoyo sensible de quienes en su momento tienen la oportunidad de evitarlos.

Deseo a todos nuestros lectores un año lleno de salud y dicha.




Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 20.40
Venta 20.9
€uro
Compra 21.87
Venta 22.37

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad