Wednesday 07 de December de 2016

Encontrar normalistas, el desafío

Sergio García Castañeda      27 Oct 2014 21:55:07

A- A A+

Compartir:
Nadie quisiera estar en el papel del Estado mexicano, quien tiene la tarea urgente de encontrar a los normalistas vivos, esto ya casi es imposible, salvo que ocurra un milagro.

El nuevo Ejecutivo estatal de Guerrero llega al relevo cuando la presión del parlamento europeo, presiona con una teoría del caso vasado en una desaparición forzada.

El Senado de la República está haciendo su tarea de manera institucional, construyó una salida de Aguirre apegada a la legalidad, sin embargo no fue suficiente para apagar la irritación social no solamente de México sino del mundo entero.

La desaparición de los 43 normalistas se va a convertir en el principal referente del gobierno peñista, dado a que éste es el jefe del Estado mexicano, principal sujeto activo de la desaparición forzada de los normalistas, aunado a la intervención de la policía preventiva de Iguala y del presidente de José Luis Abarca quien se presume que fue quien dio la orden de “desaparecerlos”.

El gobierno federal ha tratado de sustituir a los autores del crimen de los normalistas, argumentando la soberanía del Estado de Guerrero y la autonomía de Iguala, no obstante que ambos forman parte del pacto federal y dado a que están vinculados a un sistema presidencialista.

Nadie ve las causas que dieron origen a este caso, pero nadie discute la gran desigualdad social que han traído el modelo neoliberal implementado a principios de los 80 del siglo pasado.

Guerrero, Chiapas, Oaxaca e Hidalgo son estados pluriculturales y, desde la independencia, pasando por el estado liberal federal de 1824, por el constituyente de 1857, por el porfiriato, y por la reforma agraria de 1992 y la entrada en vigor del TLC siempre han sido regiones explotadas por el salvajismo económico a tal grado de generar esta crisis de desigualdad social.

Quienes han soportado todas estas injusticias han sido los normalistas rurales desde 1920, cuando José Vasconcelos las instituyó como normales rurales toda vez que fue un triunfo de la revolución.

La mejor época de estas normales fue durante el gobierno de Lázaro Cárdenas, por el contrario las peores épocas fueron a partir de los años 90 cuando entra en vigor el TLC.

Murillo Karam, otrora gobernador de Hidalgo en 1994 empezó por terminar con la normal del Mexe, que fue donde estudiaron Lucio Cabañas y Genaro Vázquez y luego se fueron de maestros a la normal de Ayotzinapa.

En el 2006 desaparece la normal del Mexe y la misma suerte le espera a Ayotzinapa en el 2015.

El pecado de la normal de Ayotzinapa es haber llevado hasta la fecha dentro de su sistema académico la educación socialista. Tal vez será el último reducto socialista que tenga que enfrentar el gobierno peñista, aunque hay que reconocer que se equivocó el método.

Maestro en Derecho




Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 20.40
Venta 20.9
€uro
Compra 21.87
Venta 22.37

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad