Sunday 26 de February de 2017

Encabeza Maddux a nuevos inmortales

AP      8 Jan 2014 20:00:14

A- A A+

Compartir:
NUEVA YORK, NY.-Greg Maddux, Tom Glavine y Frank Thomas, tres peloteros fuera de toda sospecha de dopaje, fueron elevados al Salón del Fama del beisbol en el primer año de consideración por los cronistas.

Pero Craig Biggio se quedó corto por apenas dos votos y las mancilladas luminarias de la “era de los esteroides” volvieron a ser ignoradas.

Thomas opinó que jugadores como Barry Bonds y Roger Clemens, los rostros más visibles de los escándalos de dopaje, no merecen tener una placa en Cooperstown.

“Yo también debo tomar la posición correcta. Tampoco deben entrar. No se vale hacer trampa para entrar al Salón de la Fama”, dijo Thomas.

Maddux fue seleccionado en 555 de las 571 papeletas que fueron entregadas por miembros de la Asociación de Cronistas de Norteamérica.

Hubo expectativa que el lanzador derecho que ganó cuatro veces seguidas el premio Cy Young entre 1992-95 y sumó 355 victorias podría ser el primer pelotero en ser apoyado de manera unánime o superar el porcentaje más alto de votos.

Su porcentaje de 97.2 es el octavo más elevado en la historia de la votación.

Glavine, su compañero en la rotación de los Bravos de Atlanta y ganador de dos Cy Youngs, obtuvo 525 votos para un 91.9.

Se trata de los primeros lanzadores abridores que ingresan al Salón de la Fama al haber comenzado sus carreras tras la década de los 70’s .

En último en lograrlo fue el relevista de los Atléticos, el taponero Denis Eckersly.




Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
Mineros cae ante Dorados y pierde el liderato
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 19.90
Venta 20.4
€uro
Compra 21.03
Venta 21.53

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad