Sunday 04 de December de 2016

La suerte de la División del Centro hacia la Toma 

María Socorro Campa Mares      22 Jun 2014 01:25:07

A- A A+

Compartir:
  • Basada en una investigación hecha con entrevistas a familiares, consultas de libros e historiadores, la sobrina nieta de Pánfilo Natera relata los asedios de la División del Centro en Zacatecas. (Archivo de la familia Natera).  (Cortesía) Basada en una investigación hecha con entrevistas a familiares, consultas de libros e historiadores, la sobrina nieta de Pánfilo Natera relata los asedios de la División del Centro en Zacatecas. (Archivo de la familia Natera). (Cortesía)
  • Natera fue ratificado como brigadier y general en jefe de la Divisón del Centro en agosto de 1913. (Archivo de la familia Natera).  (Cortesía) Natera fue ratificado como brigadier y general en jefe de la Divisón del Centro en agosto de 1913. (Archivo de la familia Natera). (Cortesía)
  • Desfile de revolucionarios en junio de 1913, cuando Pánfilo Natera arribó para arrebatarle la plaza a los federales. (Archivo de Bernardo del Hoyo Calzada).  (Cortesía) Desfile de revolucionarios en junio de 1913, cuando Pánfilo Natera arribó para arrebatarle la plaza a los federales. (Archivo de Bernardo del Hoyo Calzada). (Cortesía)
  • Ejemplar de un periódico que habla de la toma de la ciudad en 1913. (Archivo de Bernardo del Hoyo Calzada).  (Cortesía) Ejemplar de un periódico que habla de la toma de la ciudad en 1913. (Archivo de Bernardo del Hoyo Calzada). (Cortesía)
  • Cerca de 600 hombres de la División del Centro entraron a Zacatecas el 6 de junio. (Colección Federico Sescosse).  (Cortesía) Cerca de 600 hombres de la División del Centro entraron a Zacatecas el 6 de junio. (Colección Federico Sescosse). (Cortesía)
  • El oriundo de Nieves quedó a cargo del orden pasada la Batalla. (Archivo de la familia Natera).  (Cortesía) El oriundo de Nieves quedó a cargo del orden pasada la Batalla. (Archivo de la familia Natera). (Cortesía)
Imagen de


Con el recién nombrado general brigadier, Pánfilo Natera García, al frente de 600 hombres que conformaban la naciente División del Centro, entran en Zacatecas el 6 de junio de 1913.

Esa es la segunda ocasión que arrebatan la ciudad a los federales, por lo que queda de manifiesto la fuerza y la organización de los revolucionarios.

Su estrategia fue sencilla, pues habiéndose criado y formado en el campo, Natera era cazador nato, de manera que puso en práctica sus rústicos conocimientos, rodeó al enemigo y lo atacó por todos los flancos.

Esta hazaña fue la primera Toma de Zacatecas y, aunque algunos historiadores no la reportan como tal, sí la registró un escritor anónimo quien, haciendo honor al ilustre general, tituló su cantar Mañanitas a Pánfilo Natera, de las cuales anexo un fragmento.

Para los constitucionalistas, esta batalla fue de capital importancia, pues con ésta y las victorias de Matamoros y Sonora, se consideraba que el triunfo de la Revolución estaba asegurado.

Sin embargo, para los huertistas fue una afrenta mayor, ya que pese al número de efectivos, armas y municiones, habían sido derrotados.

Las repercusiones también fueron grandes pues, por esta causa, Victoriano Huerta destituyó al general Manuel Mondragón y nombró como nuevo ministro de Guerra al general Aureliano Blanquet.

Por cuestiones de prestigio para su gobierno, el 15 de junio puso mil hombres más a las órdenes del general José Delgado y envió suficiente artillería y ametralladoras para que fuera a recuperar Zacatecas.

El 18 de junio por la mañana, logra desalojar a Natera, quien después de haber resistido por varias horas el empuje federaly viendo que su gente estaba en peligro, decide retirarse hacia el norte.

Durante su trayecto, combate en la Hacienda de Las Hermanas, Fresnillo, contra las fuerzas federales que venían de Durango.

Ya para el 15 de julio de 1913, Natera se encuentra atacando en la Estación Mancha a un convoy federal que llevaba refuerzos a la guarnición de Torreón. 

De ahí, se volvió al sur para seguir interrumpiendo las comunicaciones entre Torreón y Zacatecas, así como el ramal de Felipe Pescador a Durango.

El 25 de julio, Natera comenzó a atacar duramente la Hacienda de Tetillas, Río Grande, con el fin de apoderarse de dicho lugar y de dos piezas de artillería de los federales.

Sin embargo, ante la llegada de un grupo armado con ametralladoras, los revolucionarios tuvieron que retirarse.

El 2 de agosto de 1913, Carranza ratifica el nombramiento de Natera como brigadier y general en jefe de la División del Centro.

El 7 de agosto, la tropa del zacatecano ataca tres veces la Estación Gutiérrez, Fresnillo, sin logar su objetivo; pero el 19 del mismo mes, sus fuerzas combaten con los federales en un lugar llamado La Loma del Muerto, cercano a Estación Rodríguez, haciendo que estos se retiren al cabo de dos horas de lucha.

Mientras tanto, otra partida de revolucionarios llega a Estación Gutiérrez e incendia algunos furgones y destruye la vía del tren y las líneas telegráficas.

El 22 de agosto  combaten nuevamente en Estación Gutiérrez, sin tomarla, y los días 25 y 26 también  atacan la plaza de Fresnillo, pero no es posible  tomarla porque llegaron refuerzos federales.

Sin embargo, el 27 de agosto Natera se apodera de la plaza de Jerez, pero permanece poco, pues sigue con la idea de entrar en Fresnillo, defendida por Lucio Gallardo.

Durante el mes de septiembre, junto con Pedro Caloca, Santos Bañuelos, J. Trinidad Cervantes y Tomás Domínguez, intentan apoderarse de dicha ciudad.

Al no lograrlo, regresan a Jerez, que ya estaba en manos de los federales, por lo que tuvieron que permanecer al acecho en los alrededores, esperando un descuido.

El 30 de octubre de 1913, la población de Jerez es atacada por las fuerzas de Natera y los federales huyen rumbo a Zacatecas.

Como el general ya había previsto esa respuesta, colocasuficientes efectivos en un lugar denominado Encino Mocho, para que interceptaran a los fugitivos.

El 1 de noviembre y muy animado por su gran triunfo en Jerez, Natera se dirige  rumbo a la capital del estado y la vigila durante tres días.

Se acerca por el sureste hasta la Hacienda de Puerto Rico, pero, al avistarlo,  los federales comenzaron a cañonearlo.

Dispararon 161 granadas en casi 25 horas,  hasta que los revolucionarios se retiraron, pues carecían del armamento suficiente.

Al ver las carencias en que combatían, el general revolucionario intenta comunicarse con el primer jefe, quien probablemente se encontraba en Hermosillo, Sonora.

Sin éxito, decide dejar una parte de su gente en Sombrerete y, con el resto viajar hacia el norte para entrevistarse con Venustiano  Carranza, a fin de conseguir elementos de guerra.

Aprovechando su paso por Chihuahua, Villa lo invita a que se integre a su ejército, pero Natera le contesta que deberá someter su planteamiento a la consideración de sus compañeros.

Sin embargo, asiste a una reunión para organizar el ataque a Ojinaga y ahí lo nombraron jefe de dicho operativo y el 23 de diciembre, las fuerzas a las órdenes deNatera, salen de Chihuahua rumbo a aquella ciudad.

Ya cerca, se encuentran con las avanzadas federales que fueron exterminadas por los revolucionarios y el 29 de diciembre entran en acción contra los regímenes federales que había en la ciudad, quienes en su retirada perdieron 60 hombres, quedaron 260 prisioneros; el resto se pasa a Estados Unidos y arroja sus armas al cruzar el río.

Los revolucionarios se apoderan de 400 reses, cuatro ametralladoras y 10 mulas cargadas de parque.

Comienza 1914
Los primero días de enero de 1914, Natera regresa a su base en Sombrerete, manteniéndose en constante movilización.

El día 24 combate nuevamente en Fresnillo, contra las fuerzas de Lucio Gallardo; luego, el 2 de marzo en la Hacienda de Trujillo,  contra  el mismo grupo.

El 30 del mismo mes, el general Pánfilo Natera y gente de Domingo Arrieta, refuerzan a las tropas de Villa en los combates de Torreón, Lerdo y Gómez Palacio.

Para el 3 de abril, Natera sale en ferrocarril con rumbo a Ciudad Juárez para entrevistarse con Carranza y solicitarle armamento, uniformes y víveres para sus soldados. 

Debido a la intensa actividad que observan y previendo un posible ataque a la ciudad de Zacatecas, durante los meses de marzo y abril los generales Lucio Gallardo y Luis Medina Barrón envían varias cartas a Natera para persuadirlo de que realice una tregua, pero el originario de Nieves les contesta sin dejarse convencer.

Venustiano Carranza llega a Sombrerete el 14 de mayo de 1914 y, además de bautizar  con su nombre al hijo mayor de Natera, le encomienda que con la División del Centro y auxilio de las fuerzas de Durango al mando  del Arrieta,  ataque nuevamente Zacatecas.

La plaza estaba fuertemente resguardada y convertida en el más poderoso bastión del huertismo.

A partir del 19 de mayo, comienzan a llegar rebeldes duranguenses al municipio  y la situación  empieza a cambiar rápidamente en esta región.

La Toma de Zacatecas
En los primeros días de junio de 1914 y atendiendo las indicaciones de Carranza, Natera, su gente y las tropas de apoyo intentan tomar la ciudad durante los días 10, 11, 12, 13 y 14, pese a que no tenían los efectivos ni la artillería suficiente.

Atacan furiosamente los cerros de la Bufa, el Grillo, el Padre y Clérigos; así como Santa Clara, de cuyo puesto logran apoderarse.

No conformes con ese avance, el 15 de junio a las 9 de la mañana, los revolucionarios hacen  otro intento por entrar a la ciudad, pero son rechazados.

Al ver que el ataque de su caballería es suicida y que está teniendo grandes pérdidas por los fogonazos procedentes de las fortificaciones que los federales  habían dispuesto en todos los puntos de la ciudad, Natera decide replegarse en las áreas que ya tenía en su poder, para esperar los refuerzos  solicitados.

Al saberlo Carranza, que se encontraba en Saltillo, ordena a Villa  que refuerce a Natera con 3 mil hombres y dos baterías de artillería; luego le solicita que sean 5 mil, por lo que El Centauro del Norte decide trasladarse con toda la División delNorte.

Tenía una deuda con Natera, ya que lo había apoyado en las batallas de Ojinaga y de Torreón.

La  desobediencia de Villa, a la postre, le provocaría un serio y definitivo distanciamiento con el primer jefe constitucionalista.

El día 19 de junio, las avanzadas de la División del Norte, al mando de Tomás Urbina y Felipe Ángeles, comenzaron a llegar a Calera.

Al día siguiente, Pánfilo Natera va a saludarlos y a ponerse de acuerdo con ellos.

Al general Ángeles le llama la atención que va montando un caballo muy pequeño, pues para los casi 2 metros de estatura que medía el general, le hacía verse algo gracioso.

Después de bromear y desayunar juntos, se disponen a recorrer la zona, guiados por el zacatecano, pues conocía muy bien la región.

Examinaron el terreno en el que se libraría el combate y observaron las posiciones de los cañones enemigos, para poder colocar los propios y planear el contraataque.

Acuerdan que las fuerzas del General Pánfilo Natera cubrirían desde el Cerro del Padre hasta Guadalupe, teniendo que desalojar previamente al enemigode esos sitios, entre los que se encontraba el importante fortín del Cerro de las Bolsas.

Además, se dispone que las Brigadas de Triana, Contreras, Santos Bañuelos, Tomás Domínguez y Pedro Caloca, se posesionaran de Guadalupe con  una doble misión.

La primera sería impedir que llegaran refuerzos de Aguascalientes, destruyendo las vías férreas y deteniendo a los que pudieran entrar.

La segunda es bloquear la salida de la guarnición de Zacatecas hacia Aguascalientes y entrar en dirección a La Bufa y al centro de  la capital por el lado de Guadalupe, mientras que Pánfilo Natera, Domingo Arrieta y Maclovio Herrera entrarían por la Estación del Ferrocarril y seguirían de frente hacia La Bufa.

Villa entraría por Hacienda Nueva para llegar al Cerro de Loreto; Felipe Ángeles y Tomás Urbina llegarían por el lado de Vetagrande para flanquearlo.

Raúl Madero tomaría el Cerro de Tierra Colorada, con el  apoyo de las baterías de Jurado, mientras que las tropas que vendrían con Francisco Villa atacarían por la derecha.

Ceniceros y Gonzalitos, reforzados por Aguirre y Crispín Robles, tomarían el Cerro de Tierra Negra, con el amparo de las baterías de Saavedra.

Llega Francisco Villa
Villa llega el 22 de junio a Calera con la tranquilidad que le daba el saber que Ángeles ya tenía todo organizado.

Hace un rápido recorrido y da la indicación de iniciar el ataque al día siguiente a las 10 de la mañana.
Felipe Ángeles instruye a su gente para que durante la noche cambien de lugar los cañones,colocándolos estratégicamente más cerca de los enemigos, los cuales se desconcertaron, pues disparaban hacia donde los habían visto el día anterior.

El plan fue todo un éxito y la coordinación entre las fuerzas del norte y del centro fue perfecta y con tal eficacia que a las 6 de la tarde del 23 de junio ya habían tomado Zacatecas, siendo ésta la batalla más cruenta, pero decisiva para el triunfo de la Revolución.

La carga que dieron los zacatecanos sobre el Cerro de La Bufa, los reivindicó, pues quedó demostrado que no fue por falta de valor, sino por falta de artillería y armamento por lo que habían fracasado en su primer intento.

Ya tomada capital, se designa al general Pánfilo Natera encargado y responsable de la seguridad pública, lo que tranquiliza a los pobladores de la ciudad, pues él representa una garantía por su fama de hombre honrado, enérgico y valiente.

Natera ordena que se organicen patrullajes para recorrer las calles y guardar el orden; sin embargo, no todos obedecen y algunos facinerosos se disputan mujeres, carruajes, casas y comercios, por lo que al día siguiente son fusilados por atentados, robos y saqueos, acciones que fortalecen la confianza de los habitantes.

Después de  entregar a Natera el mando político y militar de Zacatecas, Francisco Villa regresa a Torreón.

De esta gran batalla también dieron cuenta los periódicos nacionales e internacionales, principalmente los de Estados Unidos.

La acción de estos valientes quedó inmortalizada a través de varios corridos.




Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
Un hombre muere ahogado en La Encantada
Catedráticos estafan a la UAZ  
Pasar Navidad con su mamá, el más grande deseo de Samuel y Cinthia
Detiene la Fepade a 12 personas; compraban votos a favor del PRD
Captan 'rata' en nevera con pollo de supermercado en Colombia
Perla y Paola nunca han estrenado ropa
Mi delito... cegarme de coraje
Instaladas al 100 por ciento las casillas de la elección extraordinaria 
Tigres ‘hipnotiza’ con su juego y avanza a la final
Confirman que Paquete Económico se entregó a tiempo
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 20.63
Venta 21.13
€uro
Compra 21.98
Venta 22.48

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad