Tuesday 06 de December de 2016

Pedro y Pablo, fundamento apostólico de nuestra fe eclesial

Fernando Mario Chávez Ruvalcaba      28 Jun 2014 23:05:51

A- A A+

Compartir:
(Cortesía)
(Cortesía)
Introducción 
Este año la Solemnidad de los Santos Pedro y Pablo cae en domingo, desplaza así al 13 de este tiempo ordinario de nuestra liturgia católica. 

Este hecho nos ayuda ahora para poder celebrar con gozo y amor la apostolicidad de la Iglesia Universal, fundada con solidez sobre estos grandes discípulos y misioneros en la Iglesia y para el provecho de la misma, según el querer divino. 

En efecto Dios ha querido que la personalidad, la presencia, la acción y las características de cada uno de estos apóstoles, considerados como columnas de la Iglesia cimentadas sobre la Roca angular, que es Jesucristo, cuiden y acrecen a los miembros cristianos de su Iglesia, ante la faz del mundo, en orden a salvarlo y  de acuerdo con el plan de Dios.

Pedro y Pablo fundamentos de la fe cristina en la iglesia y para el mundo 
Pedro fue el primero de los apóstoles, si no en el orden cronológico, sí ante el grupo de los primeros discípulos y apóstoles del Señor Jesús. 

Pedro fue llamado por el mismo Jesús, cuando le dijo: “Tú eres piedra y sobre esta piedra edificaré mi Iglesia” (Misa del día). 

Pedro, por esto, ejerció el primado de autoridad apostólica dentro del grupo de los demás apóstoles, siendo el principio de la fe colegiada y de la unidad en la caridad para todos los que crean en Cristo. 

En la historia de la Iglesia Universal, los Papas se han considerado por disposición divina, de esa unidad y autoridad suprema, como Sucesores de Pedro en la Sede Romana. 

Desde el inicio de la Iglesia y hasta nuestros días, con el Papa actual Francisco son ya 266 sucesores en tradición ininterrumpida en la Cátedra de Pedro en Roma.

Pablo es el otro gran apóstol. Él no conoció directamente a Jesús, quien se le reveló en el camino de Damasco, a donde iba decidido para perseguir y apresar a los cristianos como secta que había que extinguir, según sus creencias del judaísmo del cual se gloriaba de ser auténtico y fiel creyente. 

Una vez convertido por la gracia especialísima del llamado de Cristo para ser apóstol de los gentiles, con entrega total, fiel y admirable, recorrió en cuatro viajes las orillas del Mar Mediterráneo. 

Hizo muchísimos discípulos para Cristo y su Iglesia, que él expandió al fundar comunidades locales, colocando al frente de ellas a obispos y presbíteros.

Tanto Pedro como Pablo nos han dejado testimonio elocuente y definitivo de sus enseñanzas en sus cartas y predicaciones, que ambos avalaron dando fidelidad a Cristo y confirmando en la revelación divina a los demás discípulos de Jesús, hasta dar su vida martirialmente en Roma, Pedro en el año 64 y Pablo en el 67. 

Pedro fue crucificado con la cabeza para abajo y Pablo sufrió la decapitación por la espada. 

Su ejemplo, su total entrega hasta el derramamiento de su sangre por la causa de Cristo en la Iglesia y para el mundo, son ahora y siempre reconocidos como ejemplo estimulante de santidad y eximios intercesores nuestros ante Dios, Uno y Trino.

La constitución jerárquica y de la comunión en la iglesia de Cristo
De acuerdo con las enseñanzas del Concilio Vaticano Segundo (1962–l965), nuestra devoción y vida espiritual de testimonio y apostolicidad en todos y cada uno de los seguidores de Cristo, bajo la guía y autoridad de los Santos Apóstoles Pedro y Pablo y con los demás miembros del primer colegio apostólico de los Doce y el Colegio de sus Sucesores en tradición continua, los Papas de Roma y con ellos todos los Obispos del orbe católico, dan impulso y autenticidad con la gracia de Dios por Jesucristo y con el sello del Espíritu Santo a nuestra Iglesia Universal. 

La colegialidad con sus nuevas formas que se expresan hoy en la Iglesia en todos los niveles: en primer lugar el Colegio de los Obispos,  cuya cabeza es el Sumo Pontífice, sucesor de los doce apóstoles, con un despliegue de comunión corresponsable en las Conferencias Episcopales de cada país. 

Segundo las Provincias Eclesiásticas, a cuyo frente están los Arzobispos metropolitanos. 

Tercero los Consejos Pastorales en las Diócesis, Decanatos y Regiones de Pastoral, Zonal y Parroquial. 
Son muy dignos de mencionarse los Capítulos Generales, Provinciales y Locales de vida consagrada tanto de religiosos y religiosas en la vida activa del mundo, como monjes y monjas de vida contemplativa. 

Ellos ayudan sin desmayar con la oración y su sacrificio permanente para que el Espíritu Santo conserve, aliente y fecundice la misión evangelizadora de la Iglesia en sí misma y para el mundo.

Por último, a partir del Concilio Vaticano Segundo están los seglares, quienes son la mayoría en nuestra Iglesia Católica. Actúan y se comprometen para ser testigos de Cristo y su evangelio, en las familias con los diversos movimientos laicales.

Se incluyen Encuentros Matrimoniales, Esposas Cristianas y Movimiento Familiar Cristiano. Y con los jóvenes los diversos movimientos para la formación y el testimonio comprometido, por ejemplo: Arco Iris y Jornadas de Vida Cristiana, por citar los más representativos.

Por último se tienen en cuenta la catequesis continua con niños, adolescentes, jóvenes y adultos en el ser y quehacer apostólicos en nuestras diócesis.

Conclusión
Pidamos el Señor Jesús que aliente con el ejemplo y la intercesión de los Santos Apóstoles Pedro y Pablo, la vida fecunda de nuestra Iglesia para que dé razón de la fe, la esperanza y el amor sin barreras ni fronteras, a lo largo y ancho de nuestro planeta. 

Todo para la gloria de Dios altísimo y la salvación temporal y eterna de todos los hombres que acepten el mensaje apostólico de los Santos que hoy veneramos con gratitud y amor. ¡Que así sea!





Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
Inician proceso legislativo para destituir al 'Cuau'
Quiso darle una sorpresa a su novio y se mató camino a su boda
Conmociona a Colombia violación y asesinato de niña de siete años
Ciudadanos 
‘Reaparece’ Javier Duarte con publicación en Facebook
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 20.38
Venta 20.88
€uro
Compra 21.88
Venta 22.38

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad