Friday 02 de December de 2016
»Sin esperanzas de vida y apoyo casi nulo, Arturo salió adelante 

Discapacitados, un ejemplo de lucha y amor a la vida

Yuzmida Tapia      5 Jul 2014 21:00:07

A- A A+

Compartir:
Arturo González luchó contra su enfermedad y ahora tiene un negocio de pantunflas llamado Chik-is Pantunflas.   (Nallely de León)
Arturo González luchó contra su enfermedad y ahora tiene un negocio de pantunflas llamado Chik-is Pantunflas. (Nallely de León)
Como un ejemplo de lucha y constancia, las personas con alguna discapacidad y los adultos mayores han tenido que realizar un esfuerzo mayor al promedio de la gente para ganarse el sustento diario.

Limitaciones como el carecer de un sentido o rebasar la edad promedio para ser contratados en alguna empresa no les ha impedido salir adelante.

Como ejemplo, algunas personas que han sido apoyadas mediante el Programa Abriendo Espacios, impulsado por el Servicio Nacional del Empleo, Zacatecas, creado específicamente para sectores vulnerables.

“Un ejemplo de lucha”
Su lema es buscar que las cosas pasen y no esperar a que sucedan; “les demostré a todos que no me iba a morir, que quiero estar aquí para salir adelante”, afirma Arturo González García, dueño del negocio Chik-is Pantuflas.

Hace más de tres años le detectaron un tumor maligno denominado Leiomiosarcoma de laringe y a partir de ello adquirió una discapacidad sensorial.

Artuto refiere que el ánimo de su familia decayó más que el de él mismo: “sabía a lo que me enfrentaba, pues mis padres fallecieron a causa del cáncer; yo pensé en mi familia, esposa, hijos y hermanos, y más bien yo tuve que animarlos a ellos”.

Él estaba dispuesto a luchar contra una enfermedad que, afirma, la mayoría de las veces termina con la vida de las personas, “pero este no iba a ser el caso”.

Adelgazó mucho y la gente lo visitaba y se despedía de él, “me decían cosas que se le dicen a alguien que se va a morir”, pero él les respondía: “no se despidan de mí porque no estoy dispuesto todavía a morirme, está mi familia, mis hijos, tengo muchas cosas por hacer y me puse las pilas” e hizo todo lo que el médico le indicó.

Los oncólogos en Zacatecas lo desahuciaron y un médico que le daría radioterapia, le recomendó que buscara otra opción: “no te cuesta nada luchar por tu vida”, así que viajó a la ciudad de México con la esperanza de recibir otro punto de vista.

En el Distrito Federal le dieron la opción de operarlo para quitarle el tumor, luego estuvo en recuperación durante 15 días y los médicos le informaron que habían erradicado el cáncer de su cuerpo, solo necesitaba rehabilitación, la cual duró seis meses.

Le quitaron la laringe, ya no tiene cuerdas vocales ni sentido del olfato; ahora respira por medio de un estoma, aparato que se encuentra en su garganta.

Sin embargo, el aire que va a sus pulmones llega frío y al no transitar por un filtro que retenga las bacterias, en ocasiones se marea y tiene que esperar un par de horas o días para que sus pulmones se limpien.

Arturo ha tenido varios trabajos: en la industria textil, estaba en una empresa familiar donde hacían tenis; después trabajó como gerente departamental y finalmente en el departamento de ventas de una empresa de seguridad, etapa en la cual le detectaron el tumor.

Aceptar la discapacidad
Luego de la operación supo que no iba a poder trabajar de manera normal, por eso acudió al Servicio Nacional del Empleo (SNE) para recibir capacitación u orientación para el autoempleo.

Fue canalizado a la Subsecretaría para la Inclusión de Personas con Discapacidad, a donde llevó la documentación pertinente y le dieron una credencial que lo califica como una persona discapacitada.

Posteriormente, en el SNE tomaron en consideración su proyecto de elaboración de pantuflas para incluirse al campo laboral como persona con discapacidad y lo apoyaron otorgándole una máquina de coser y una cortadora de tela.

Empresa que crece
Desde hace dos años instaló un pequeño taller en su casa, donde empezó a hacer pantuflas para bebé, aunque “no muchas personas compran este calzado para sus bebés, más bien se enfocan en zapatos”, refiere Arturo.

Por ello, decidió fabricarlas para los adultos y con el tiempo se ha hecho de varios clientes; entre ellos Paraíso Caxcán, donde venden su mercancía como souvenires.

Además el DIF estatal le compra para los ancianos de los asilos, y hace recuerdos de fiestas y de diseños comunes para venta al menudeo.

Recientemente inauguró su local en el que tiene tres máquinas industriales, una bordadora y una máquina para cortar.

También tiene una cuenta en Facebook que se llama Chi-kis Pantunfla y eventualmente contrata a personas, cuando la carga de trabajo lo supera.




Comentarios
No existen comentarios aún
Accesa o regístrate para poder comentar

Lo más leído
El inmenso dolor de una sobreviviente: ‘estoy en shock’
Choque por culpa de la lluvia, deja cuantiosos daños materiales
Cierran vialidad por presencia de Amoniaco en Río Grande
La conoció en redes sociales; mató a pareja tras plagiarla
Tom Ford tampoco vestirá a Melania Trump
Revelan video de sobreviviente de 'avionazo' en Colombia
Cambian los granos y el maíz por árboles de navidad
Inauguran la Feria de la Miel
Schmidt ve normal la sequía goleadora de ‘Chicharito’
Falso que haya ‘bono navideño’ para diputados, asegura Javier Bolaños
Aplicaciones


Servicios
$ Dolar
Compra 20.58
Venta 21.08
€uro
Compra 21.98
Venta 22.48

Multimedia



©Todos los derechos reservados
GRUPO EDITORIAL ZACATECAS, S.A. DE C.V.- De no existir previa autorización, queda expresamente prohibida la Publicación,
retransmisión, edición y cualquier otro uso de los contenidos de este portal.




Aviso de privacidad