×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Muestran su inquebrantable fe al Señor de la Asunción

David Castañeda
~
29 de Mayo del 2017 00:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Bertha Riestra caldera mantiene su devoción a los 83 años.
David Castañeda / Bertha Riestra caldera mantiene su devoción a los 83 años.
Desde hace 63 años el callejón de Tampico es testigo de la entrega de los fieles.
David Castañeda / Desde hace 63 años el callejón de Tampico es testigo de la entrega de los fieles.
La danza llena de color y alegría la festividad.
David Castañeda / La danza llena de color y alegría la festividad.
El barrio del Tepozán se reúne año con año para apoyar a la familia y disfrutar la tradición.
David Castañeda / El barrio del Tepozán se reúne año con año para apoyar a la familia y disfrutar la tradición.

Una fe inquebrantable y un milagro, convirtieron una manda al Señor de la Asunción en toda una tradición del barrio del Tepozán.

Esto gracias a la familia Martínez Riestra, en especial a Bertha Riestra Caldera, quien a sus 83 años organiza año con año una reliquia, misa y danza en honor al señor de la Asunción.

Fue debido a un problema de salud y de no poder tener niños, que Bertha se encomendó al santo y luego de esto, fue bendecida con 16 hijos de los que le viven 11.

Fue María Asunción, su hija más grande, quien motivó el inicio de agradecer con reliquia a su santo.
Bertha compartió que cuando se casó tenía 17 años y su esposo, hoy finado, tenía 47.

A pesar de la diferencia de edad, logró mantener y formar una familia numerosa y unida.

Contó que médicamente ya estaba dictaminada a no poder tener hijos y pidió con fe a Cristo, hasta que el panorama cambió.

Fue hace 63 años, edad de su hija mayor, que en su casa, en el callejón de Tampico, inició este agradecimiento de fe.

Al principio tenía que pedir ayuda para realizarla; sin embargo, con el paso de los años se hizo una tradición entre los vecinos del barrio del Tepozán, que actualmente cooperan y ayudan.

Este año no faltó la misa y la danza, que desde hace 4 años está a cargo de Danza de Bronce de la colonia Bella Vista de la capital.

Después de la ceremonia religiosa, decenas de vecinos y conocidos llegaron a disfrutar de un mole acompañado de sopa y arroz.

El apoyo de la familia es primordial, y Bertha siempre es respaldada por todas las generaciones que le siguen.
Actualmente su familia está formada por 11 hijos, 75 nietos y 45 bisnietos.