×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



¿Usted cuál cree que será el próximo ganador de la Liga MX?

Advierte el rector sobre posible quiebra de la UAZ
Noé Marín 23-10-2017 19:39 hrs

Compartir

×


Compartir



Liga Corta




Cortesía / El lunes entregó simbólicamente los edificios de medicina e idiomas al ISSSTE, como pago de sus adeudos.

La Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) entregó al ISSSTE las escrituras de la antigua Facultad de Medicina y el Centro de Idiomas en calidad de comodato, como forma de pago a la deuda histórica.

Además solicitó el adelanto del presupuesto etiquetado para diciembre como medida de emergencia para pagar la segunda quincena de octubre, en caso de no aprobarse, se declarará en inviabilidad financiera.  

Antonio Guzmán Fernández, rector de la UAZ, entregó en comodato las escrituras de la antigua unidad de medicina y el centro de idiomas al Secretario de Administración del ISSSTE.  

El rector informó que la medida es parte del proceso de saneamiento de la universidad  y los compromisos convenidos desde administraciones pasadas, ya que el convenio se hizo desde el 2005, cuando se debía cerca de 500 millones de pesos.

“Es un proceso de reordenamiento para ir cerrando todos los capítulos de la universidad y tratar de cumplir con las obligaciones contractuales”, expresó.

Muchas de las propiedades de la universidad, señaló, no tienen certeza jurídica y arrancó un proceso de revisión para ver aquellas que es posible entregar en comodato o escriturar.

Calificó la situación de la UAZ como una “asfixia financiera”, debido a que las medidas de emergencia que ahora se realizan son consecuencia de administraciones irresponsables que dejaron crecer la deuda y no tuvieron acercamientos institucionales.

El pago de la deuda al ISSSTE dependerá  de la entrega en comodato de inmuebles, la renegociación del convenio para ampliar a 10 años el plazo de pagos y la gestión de recursos extraordinarios a la federación, agregó.  

El rector informó que el pago de la última quincena de octubre está en riesgo y depende del posible adelanto de los recursos etiquetados para diciembre el poder cumplir con este compromiso.  

“Si no nos llega el adelanto de 50 millones de pesos, no vamos a estar en condiciones de pagar esta quincena; estoy pidiendo cuenta de diciembre, pero para ese mes ya no tendré recursos.”, advirtió.

El monto solicitado, expuso, dejará sin dinero a la universidad en diciembre y dependerán únicamente de la gestión de recursos extraordinarios para pagar el sueldo y el aguinaldo de los trabajadores.   

En caso de no tener una respuesta positiva el jueves, la universidad deberá declararse en inviabilidad financiera, con lo que se comenzará un proceso de negociación con la federación.

“Se tendrá que declarar la inviabilidad financiera porque llegará un momento en que no vamos a tener dinero para desarrollar las actividades de la universidad”, manifestó.

Finalmente, Guzmán Fernández solicitó la solidaridad del gobierno con la universidad, ya que en anteriores administraciones se entregaba un recurso adicional para cumplir con los compromisos más fuertes de fin de año.