×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Historia documental de Zacatecas

La epidemia de la fiebre contagiosa en Zacatecas

María Auxilio Maldonado Romero
~
16 de Enero del 2018 05:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Plazuela de San Juan de Dios de Zacatecas, Weimer, 1891 (Blog Bernardo del Hoyo).
Cortesía / Plazuela de San Juan de Dios de Zacatecas, Weimer, 1891 (Blog Bernardo del Hoyo).

En esta época del año en que las variaciones de temperatura son un factor determinante para la salud humana, me permito extractar el contenido de un documento donde se manifiesta un serio  problema de salud pública, que se presentó  en esta ciudad durante el año de  1813.

“El Ilustre Ayuntamiento Constitucional de Zacatecas nombró una Junta de Sanidad Pública, para que en coordinación con las autoridades civiles y eclesiásticas de esta ciudad, acuerden prontas y eficaces acciones para evitar, curar y extinguir  los estragos que están provocando las fiebres contagiosas y malignas en los individuos del pueblo, así como prevenir los contagios y conservar la salud en estos momentos.

Siendo de gran importancia para la salud pública que los cuerpos que fallezcan en esta época se sepulten fuera del poblado, se nombró  una comisión que debe elegir el lugar en proporcionada distancia y con las cualidades convenientes para erigir un campo santo. 

Por ello también se dispuso se abran sepulcros y entierren cadáveres en las iglesias de los pueblos aledaños. 

Se publicó un bando enterando a los habitantes de esta capital que entre tanto las circunstancias lo exijan, no se sepultará ningún cadáver en las iglesias parroquiales y de regulares de ella, sino en el lugar que se destinará para este fin por esta Junta. 

El señor cura y reverendos prelados de las sagradas religiones, también quedan enterados de no dar sepultura a ningún cadáver en sus respectivas iglesias, mientras permanezca el contagio.

Por ello el señor cura párroco, ha de recoger la llave de la puerta del campo santo en la iglesia que fue del convento de la Merced,  por la multitud de estos que encierra y considerarse necesaria esta providencia para evitar más el contagio y conservar la salud pública.

Siendo necesario que esta Junta tenga un secretario, que éste extienda las actas de ella y oficios que ocurran y en los casos que este individuo no pueda desempeñar las funciones de este encargo por enfermedad, la Junta nombrará un vocal para este efecto.

Así mismo los fondos para los necesitados, se dispuso otra comisión encabezada por el Presidente, que saliesen a solicitar contribución para tan justa, piadosa y benéfica idea.

Las cantidades obtenidas serán distribuidas en forma que esta Junta crea conveniente, favoreciendo la compra de cosas necesarias para las camas de los enfermos.

Para conservar la salud pública en otros Estados donde aún no se ha manifestado el contagio, los individuos que salen a ellos por cualesquier destino, deben llevar la credencial o certificación de sanidad otorgada por los facultativos, para libertarlos de las molestias que podrán sobrevenirles.

Avisándose por oficio de esta determinación al Intendente de la Provincia, para que lo participe a los intendentes de Guadalajara y Durango, para que a dichas certificaciones no se les niegue la fe necesaria.

Los exalcaldes de cuartel, por el conocimiento que deben tener de las casas, con dos vecinos procederán a la mayor brevedad a averiguar las mismas que estuviesen solas por fallecimiento por el actual contagio, y en donde hubiere habido enfermos de este mal, harán se cierren inmediatamente, poniendo en la puerta una señal que manifieste el motivo de este procedimiento, y dando cuenta a esta Junta para tomar la providencia que estime conveniente en este punto.

Se informa a la Junta que en el hospital de San Juan de Dios hay capacidad para colocar provisionalmente algunos enfermos, mientras se pone un nuevo hospital, por lo que se dispuso poner camas suficientes, nombrándose para la asistencia espiritual y corporal a los padres de San Agustín. Así lo acordaron y firmaron”.

*Directora del Archivo Histórico del Estado de Zacatecas