×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Yuawi y punto final
Pablo Torres Corpus
~
17 de Enero del 2018 05:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Durante las campañas pensé que podría pasar cualquier cosa, pero nunca imaginé que uno de los spots se hiciera viral.

Parecía imposible que en medio del hartazgo por la política y la obligada saturación de anuncios en radio, televisión e internet hubiera algún spot que trascendiera esos ámbitos para divertir a millones, Moíses Barba y Yuawi López, lo lograron e hicieron de la canción- tonada “movimiento naranja” el jingle viral del invierno.

Afortunadamente para nosotros y desafortunadamente para el partido que los contrató, el coro del jingle que sólo repite na-na-na-na, na-na, desplazó cualquier frase o propuesta política.

La canción trascendió a todos los ámbitos, la idea o tal vez en este caso, la ocurrencia política no, y en buena parte es justo porque el éxito de la canción es mérito del músico Moisés Barba que compuso una tonada fácil de interpretar y recordar y de Yuawi López un carismático y bien entonado niño huichol.

Este éxito no es casualidad, sí una canción casi monosílaba, musicalizada prácticamente con tres notas es interpretada un encantador niño huichol tenemos algo sumamente atractivo, pegajoso, fácil de recordar y políticamente correcto.

Se podrá tener la peor imagen de Movimiento Ciudadano, pero su spot en términos de mercado es bueno, tan bueno que paradójicamente el partido quedó rebasado por Yuawi que hoy es más popular que cualquiera de los candidatos originarios del mencionado instituto político, el coro na-na na es más mencionado que el nombre del partido.

Con todo lo anterior, reiterando que nunca he votado ni remotamente pienso votar por Movimiento Ciudadano, que el jingle nada aporta al debate y nada nos dice del partido, debo reconocer que esta canción tuvo la gracia de refrescar los excesivos segmentos de spots políticos que nos tenemos que recetar cada que prendemos la televisión o radio.

Ojalá que Yuawi (mi paisano por adopción) haya recibido o vaya a recibir una retribución justa por lograr algo que parecía imposible: refrescar las precampañas. 

Punto final

Cumplo diez años ininterrumpidos de colaborar en Imagen, mi agradecimiento permanente por la confianza, libertad y respaldo a Paty, Pacheli y Luis Enrique Mercado Sánchez; a Don Jesús Sánchez por el puente de amistad, a la familia Imagen por su paciencia y enseñanzas y desde luego a todos los que me hacen el favor de leerme.