×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

El tabarete

Tiempos violentos

Alejandro Castañeda
~
25 de Enero del 2018 05:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




La resistencia hará que Zacatecas conserve su esencia y movimiento
Cortesía / La resistencia hará que Zacatecas conserve su esencia y movimiento

La ciudad y todo el estado está viviendo tiempos violentos que hacen eco en todas direcciones y nos prenden las alarmas de perder lo que hemos ganado en poco tiempo, y me refiero a los buenos eventos.

Tanta violencia me puso a recordar un pasado no muy lejano donde en la ciudad en la que vivía no había actividad alguna para los jóvenes, donde se perdieron los foros y solo resonaban las balas en el día y por la noche.

Me remonto a 2009 cuando cursaba la carrera universitaria, la ciudad era Torreón y las tocadas y conciertos no existían, eran escasos, muy escondidos.

No había bares, antros, foros o salas para poderse distraer de tanta nota roja que abarrotaba los periódicos, las estaciones de radio y las televisoras locales.

Los únicos lugares abiertos eran atacados con frecuencia, la clientela se alejaba, las calles se quedaron solas, la única válvula de escape era el futbol, que después también se manchó y trataron de arrebatárnoslo.

Me atemorizó pensar en que esto pueda pasar en este Zacatecas que nos toca vivir actualmente.
Pero también me puse a analizar que depende de nosotros mismos que esto no ocurra aquí, que no hay que dejar de ir a los eventos para que los foros no cierren y que las calles no se llenen de tiranos.

Porque qué triste sería perder el flow que Zacatecas ha tenido en los últimos años, esa rutina de producir buena música, tener conciertos dignos y traer excelentes bandas.

Un amigo de fuera me preguntó que si podía llegar a Zacatecas, pues había escuchado que era zona de peligro, me entristeció pero le recordé aquel Torreón que nos tocó vivir donde no teníamos nada y que hoy poco a poco vuelve al esplendor.

Indudablemente vivimos tiempos violentos, pero podemos aligerarlos con música, con pintura, con arte, con la convivencia... porque qué triste sería vivir en una ciudad gris.