Maestras inolvidables de Zacatecas 
×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



Memoria viva
Maestras inolvidables de Zacatecas
Manuel González Ramírez
~
16 de Mayo del 2018 05:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Cortesía / Beatriz González Ortega, una maestra ejemplar.

“El maestro es un profeta, por cuanto que pone los cimientos del mañana. También es un artista, por cuanto que la arcilla con que trabaja es el material precioso de la personalidad humana. Es un amigo, porque su corazón responde a la fe y a la confianza que en él han depositado sus alumnos. Es ante todo un ciudadano, ya que su obra estriba en mejorar la sociedad con su enseñanza y su ejemplo. Es un pionero, porque siempre está intentando lo imposible. Es un creyente; todos sus actos se refieren a la fe en el mejoramiento constante de la mente, las facultades y la capacidad de la raza humana.”

Joy E. Morgan.

En el mes de mayo se conmemoran muchas fechas importantes, entre ellas, el día 15, dedicado a las personas que ejercen el magisterio, una de las vocaciones más hermosas, delicadas y trascendentes de la sociedad.

De tal suerte que desde este espacio se les rinde un merecido homenaje a quienes cumplen de manera cabal y con resultados positivos esa responsabilidad que la sociedad les ha confiado.

La historia ha consignado buenos y malos ejemplos de maestros y maestras, sin embargo, en esta ocasión hablaré de ejemplos edificantes de quienes eligieron y desempeñan esta vocación, específicamente de mujeres que durante mucho tiempo fueron ignoradas en las páginas de nuestra historia.

La mayoría de ellas nacieron a finales del siglo 21 y algunas arribaron a este mundo en el año de 1890… una curiosa casualidad.

Una maestra titulada que fue mucho más allá del deber es doña Luz González Cosío de López (1869-1940).

Una mujer zacatecana que con sus obras y acciones trascendió en el tiempo. Fundó la Cruz Roja Mexicana en 1910.

Es la precursora de asilos para niños huérfanos, abandonados y discapacitados y fundadora de diversas instituciones de beneficencia pública. Una gran promotora de la mujer mexicana, protectora de la infancia y de las madres de familia.

La profesora Beatriz González Ortega Ferniza es un ejemplo para el magisterio y además se le considera heroína de la Revolución Mexicana. Nació en 1873 en el Téul de González Ortega, Zacatecas, y murió en México en 1965.

. Maestra normalista con más de 50 años de servicio. Dirigió diversas instituciones educativas. Enfrentó a Francisco Villa para salvar la vida de varios heridos,  lo que le costó muy caro, pues, un villista le asestó trece cintarazos que le desgarraron la carne de la espalda.

Y no conformes con ello, la condujeron al paredón, sin embargo, la ejecución fue suspendida de último minuto, gracias a la intervención de Eulalio Robles.

La maestra Clotilde Evelia Quirarte Ruiz, nació en Nochistlán, Zacatecas, en 1890 y murió en México en 1983. Estudió Filosofía y Letras en la UNAM, donde obtuvo los grados de maestría y doctorado en letras. De hecho, es una de las primeras mujeres zacatecanas en obtener el grado. Fue una catedrática notable, periodista e historiadora.

La profesora rural María Rodríguez Murillo nació en Tabasco, Zacatecas hacia el año de 1890. En 1935 laboraba en la comunidad de Huiscolco, cerca de Tabasco donde fue atacada, ultrajada salvajemente y arrastrada por las calles del poblado a manos de un grupo de cristeros, acusada injustamente de propagar enseñanzas contrarias a sus creencias.

La maestra Eulalia Guzmán Barrón nació en 1890 en San Pedro Piedra Gorda, municipio de Cuauhtémoc, Zac. y murió en 1985. 

Cuando se le comprobó su simpatía con la causa revolucionaria la despojaron de su puesto de profesora. Más tarde ocupó cargos importantes en el sector educativo y cultural del Gobierno Federal. Sus obras escritas son numerosas.

Cerré esta breve nómina de maestras notables con la reverenda madre María de la Paz Díaz Macías, quien nació en 1891 en Villa de Cos, Zac. Se trata de una de las religiosas más prominentes de la Congregación de Hijas del Sagrado Corazón de Jesús y de Santa María de Guadalupe que fue fundada a finales del siglo XIX en Zacatecas.

Durante medio siglo fundó más de una veintena de colegios católicos en diversas ciudades del país que pertenecen a la cadena Jadilop.

Esperemos que en estos momentos muchos docentes se encuentren construyendo una historia digna… muchas gracias por su entrega generosa. ¡Felicidades en su día y siempre!

*Cronista de Zacatecas.