×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

No se demolerá el rastro de la capital hasta que se mejoren las condiciones del de Guadalupe

Alexa Montiel
~
27 de Agosto del 2018 05:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




El rastro de Guadalupe  tiene un tamaño menor al de la capital.
Archivo / El rastro de Guadalupe tiene un tamaño menor al de la capital.

Desde noviembre del 2017 se planteó el proyecto de reubicar el rastro de Zacatecas a Guadalupe, para poder construir un estacionamiento en el Mercado de Abastos, proyecto que se encuentra detenido porque en el municipio guadalupense no se han realizado las obras de adecuación del rastro para recibir a los tablajeros de la capital.

La presidente municipal de Zacatecas, Judit Guerrero López, informó que las obras en el Mercado de Abastos no se pueden realizar hasta que en Guadalupe no se garantice el espacio para recibir a los carniceros de la capital, quienes no quisieron mudar sus actividades al municipio de Fresnillo, por la lejanía que presentaba esta opción.

“Este fue un tema de Gobierno del Estado, el Fideicomiso de Riesgo Compartido (Firco) y la Secretaría del Campo (Secampo) con Guadalupe para que hiciera una serie de habilitaciones, hiciera una cámara sobre todo fría mucho más grande que la que tenía Zacatecas, mucho más funcional y se hicieran una serie de adecuaciones a las salas”, agregó.

Guerrero López explicó que cuando Guadalupe concluyera las obras, Zacatecas podría comenzar la mudanza de los carniceros y las obras en el lugar que alberga al rastro capitalino, situación que no ha sucedido.

“Una vez que estuvieran concluidas esas obras, ya se podría proceder a la obra de Zacatecas, es una acción que continuamente estoy preguntando ¿ya están las obras? Nos dicen que no, en tanto no se complementen las obras no se puede realizar la del rastro de Zacatecas” dijo.

La alcaldesa capitalina recordó que la opción de Guadalupe se presentó debido a que los usuarios del rastro municipal de Zacatecas pedían un municipio cercano para mudar las actividades del lugar, con la finalidad de evitar afectaciones en os ingresos de los carniceros.

Por lo que dicho municipio fue la opción más viable, donde se presentaban diversos aspectos que no afectaban a los tablajeros ni a sus clientes, el rastro de Guadalupe está cerca de la capital, no causa conflicto en el Centro Histórico al recibir a más profesionales de la carne ni se convierte en un riesgo para los habitantes del lugar.