×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Aumentan denuncias de acoso sexual contra menores en albergues migrantes

Redacción
~
26 de Febrero del 2019 17:31 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Las autoridades aseguran que en las instancias nada se ha comprobado.
Cortesía / Las autoridades aseguran que en las instancias nada se ha comprobado.

ESTADOS UNIDOS.- Más de 4 mil denuncias de acoso y abuso sexual a menores migrantes han sido reportadas en los últimos 4 años en albergues financiados por el gobierno estadounidense; sin embargo, las autoridades defienden el honor de la institución.

Algunas de las acusaciones son por presunto contacto inadecuado, mostrar videos pornográficos a menores y ver a los menores cuando se bañaban.

Otras denuncias fueron por presunta conducta inapropiada de menores hacia otros menores en refugios, así como del personal del lugar.

Los datos del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) incluyen información de los gobiernos de Barack Obama y de Donald Trump.

El representante Ted Deutch divulgó los datos durante una audiencia sobre las políticas de separación familiar en la frontera del gobierno de Trump.

De octubre del 2014 a julio del 2018, la Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR), dependiente del HHS, registró 4 mil 556 denuncias. El Departamento de Justicia recibió otras 1 mil 303, incluyendo 178 denuncias de abuso sexual de parte de un empleado.

La mayoría de las acusaciones no se han corroborado y las autoridades defendieron los servicios que ofrecen a los menores migrantes.

"Cada vez que se abusa de un niño... es un caso arriba de lo tolerable. Acatamos todas las leyes que este Congreso ha aprobado, y estamos muy orgullosos del increíble historial que tenemos sobre cumplir con todas las regulaciones, incluyendo referir todas las denuncias para que sean investigadas. La gran mayoría de las investigaciones no fueron sustentadas", aseguró Jonathan White, funcionario de HHS.

Aumentan los casos de los niños no acompañados

La ORR se encarga del cuidado de decenas de miles de menores migrantes. Más de 2 mil 700 niños fueron separados de sus padres a mediados del año pasado en la frontera, y enviados a refugios. Pero la mayoría de los menores de edad, bajo custodia del gobierno, cruzaron la frontera sin compañía de un adulto.

Los menores quedan bajo custodia del gobierno hasta que puedan ser entregados a sus patrocinadores, generalmente un padre o familiar, mientras dure su proceso de inmigración. Los albergues son administrados por empresa privadas contratadas por el gobierno.

A los menores se les detiene cada vez por más tiempo, actualmente unos dos meses. Hasta la primera semana de febrero, más de 11 mil niños, infantes y adolescentes migrantes estaban detenidos como menores no acompañados, 8 mil 500 más que el total de niños detenidos tres meses después que Trump asumió la presidencia.

Las denuncias de abuso sexual son enviadas a las autoridades federales, aunque no quedó claro si a alguien le presentaron cargos criminales. En muchos casos se suspendió y eventualmente despidió a empleados.

Deutch detalla un ambiente inseguro de ataques sexuales de empleados hacia menores no acompañados.

Funcionarios del HHS dicen que las denuncias deben de ser reportadas a la ORR, los servicios de protección de menores y el FBI; mientras que las denuncias que involucren adultos a las agencias locales del orden. El departamento debe de cooperar con todas las investigaciones.

Las agencias deben de capacitar a todo su personal, contratistas y voluntarios. A los empleados potenciales se les revisan antecedentes, y las instalaciones tienen prohibido contratar a alguien que ha cometido delitos de índole sexual.

Con información de Excélsior.