×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Alcalde de Guadalupe acosa por mensajes

Alexa Montiel
~
20 de Abril del 2019 04:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Captura de pantalla  de los mensaje de texto que llegan a los celulares.
Captura de pantalla / Captura de pantalla de los mensaje de texto que llegan a los celulares.

GUADALUPE.- Acosa municipio de Guadalupe a miles de ciudadanos con mensajes de texto, donde promocionan las acciones que realiza el alcalde, Julio César Chávez Padilla.

Los habitantes de Guadalupe reciben de manera semanal, mensajes de los números telefónicas como: 492 264 42 49; 492 264 43 45; 492 268 62 05; 492 175 72 19; y 492 264 43 30.

Los mensajes de texto (SMS), se caracterizan por siempre poner el nombre del alcalde Julio César Chávez Padilla en primer término, después agregar algún mensaje como “entregó apoyo de 2 millones de pesos en beneficio de 100 productores y las familias de 8 comunidades de Guadalupe”.

Y después se adjunta una liga que envía directo al usuario a la página de Facebook del alcalde municipal, para ver una galería de fotos de lo que se promociona en el mensaje.

Acoso por ley

“Según la Ley de Privacidad, si el usuario que recibe el mensaje no ha dado consentimiento de que su número sea utilizado para esos fines, sí se puede considerar como acoso, porque hoy en día, hasta nuestro número telefónico entra en un tema de privacidad”, explicó la abogada Kazzanda Vázquez Martínez.

Sin embargo, aseveró que con la afluencia del servicio de SMS, muchas empresas recurren a “bombardear” las líneas con este tipo de mensajes, y si bien hace bastante tiempo que los usuarios se ven afectados por este tipo de prácticas, en los últimos años el fenómeno ha crecido de manera alarmante.

Ilegales

Con respecto a la legalidad, la abogada mencionó que lamentablemente no existe una legislación que proteja a los usuarios de esta práctica; sin embargo, sí se puede recurrir a la Ley de Habeas Data (o Ley de Protección de los Datos Personales), la cual establece que el tratamiento de datos personales es ilícito cuando el titular no ha dado su consentimiento libre, expreso e informado de manera escrita.

Mensajes basura

Para aquellas personas que no quieran recibir más estos mensajes, la mejor alternativa es ponerse en contacto con su empresa de telefonía celular y solicitar que se bloqueé el número del cual se están recibiendo los SMS spam.

El spamming vía SMS, sin consentimiento de los usuarios, se ha convertido en una mala estrategia que perjudica la imagen de las empresas que los envían, muy lejos de la intención original que es informarlos.

Lo que es más grave es que se han convertido en un tipo de publicidad invasiva que, aunque no haga al usuario incurrir en gastos, perjudica al canal: la gente deja de prestar atención al contenido del mensaje y procede a eliminarlos, aun cuando muchos de ellos podrían ser de su posible interés.

Tecnología incorrecta

El funcionamiento de estos mensajes se da de dos maneras distintas: una que podríamos denominar “correcta”, es decir una acción de marketing móvil, donde el usuario acepta recibir estos mensajes y la otra “incorrecta”.

La mejor forma de identificar  que se está usando de manera adecuada es que estos mensajes provienen de números cortos y permiten darse de baja fácilmente.

La segunda opción es la “incorrecta” y se basa en la utilización de redes internacionales, donde los envíos de estos mensajes se realizan a través de unos equipos que funcionan de manera similar a un teléfono móvil.

Ya que constan de una plataforma de envío masivo y un chip de teléfono celular, desde el cual salen los mensajes.

En este caso, se envían masivamente a bases de números de teléfono, no se solicita al usuario ninguna aceptación, ni registro, ni tampoco le permite darse de baja, lo que lo deja al individuo indefenso.

Es fácil darse cuenta cuando uno recibe uno de estos mensajes de spam porque el remitente tiene  un número largo, similar a las cifras de celular.