×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Historias humanas

Isama convierte el arte en piñatas

Carlos Montoya
~
16 de Mayo del 2019 04:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Isama convirtió su casa en un taller de piñatas.
Carlos Montoya / Isama convirtió su casa en un taller de piñatas.
Isama convirtió su casa en un taller de piñatas.
Carlos Montoya / Isama convirtió su casa en un taller de piñatas.

ZACATECAS.- Hace 3 meses, Ismael Herrera Díaz descubrió un talento que permanecía escondido; solo era cuestión de tiempo para que se apoderara de él y eso pasó al momento de entrar a una tienda dedicada a la venta de productos para fiestas. Al ver unas piñatas exhibidas, inmediatamente echó su mente a volar y le surgió la idea de hacer sus propias creaciones utilizando su imaginación.

Enseguida puso manos a la obra y utilizando los elementos básicos como el papel periódico, el engrudo y el agua inició un viaje mágico para alegrar a chicos y grandes.

Su casa se convirtió en su taller, donde comenzó a elaborar la piñata que imaginó para después materializarla y darle forma; una vez terminada, Isama, como le conocen sus amigos, no sabía que había hecho una verdadera artesanía.

La calidad de su trabajo fue tan excelsa, que lo invitaron a participar en la categoría de Cartonería en el Día del Artesano, donde presentó una piñata en forma de Quetzalcóatl y obtuvo el reconocimiento del jurado, quien afirmó que podría considerarse una escultura.

Con el paso de los días, Isama comenzó a elaborar más piñatas, tales como la cabeza de un gato egipcio, un ser mitológico conocido como Fauno y hasta una impresionante cabeza de un dragón chino.

El artista comenta que el tiempo de elaboración va desde una semana hasta un mes dependiendo del diseño de las piñatas, en las cuales también utiliza materiales reciclados, contribuyendo desde su trinchera a la cultura del reciclaje.

Este talento, prácticamente recién descubierto, no fue por obra de la casualidad, ya que Ismael es diseñador de imagen y también maquillista, actividad que le facilitó la decoración de sus piñatas para darles las líneas de expresión que les dan ese toque realista y de gran calidad.

Isama también es emprendedor, ya que es propietario de una baber shop donde atiende a sus clientes los jueves, viernes y sábado; mientras que a sus piñatas se dedica lunes, martes y miércoles.

“Yo mismo me exijo, trató de contextualizarme, por ejemplo, con la piñata que hice de Quetzalcóatl, tuve que recurrir a la historia para saber quién era este ser mítico de la cultura prehispánica”, comentó.

Agregó que su mayor satisfacción es ver un trabajo terminado; aunque siempre busca mejorarlas, ya que su objetivo no es crear una obra perfecta; pero sí que dé una imagen a la altura de su talento.

Ismael reconoció que, al principio, con la elaboración de sus piñatas aspiraba a lo comercial; pero se fue dando cuenta que lo primero es darse a conocer, porque consolidado ya está y quiere que sus obras sean conocidas nacional e internacionalmente y, al paso que va, así va a hacer.

En parte, porque participa en todas las exposiciones a las que lo invitan, como en el municipio de Villanueva, donde incluso el propio Ayuntamiento lo invitó a ser parte de los 100 años del natalicio del Charro de México, Antonio Aguilar Barraza.

Actualmente, el proyecto que tiene Isama con sus piñatas va en grande, pues está por registrar su marca, la que ya instauró en Facebook bajo el nombre de La Boutique de Piñatas Artesanales y dará talleres para la elaboración de las mismas. Además, sus piñatas están exhibidas en el hotel Fiesta Inn.

Asimismo, hace piñatas por encargo y espera próximamente hacer sus creaciones para fiestas temáticas, porque en esta actividad Isama encontró una pasión y un estilo de vida que le encanta y comparte con cada uno de sus clientes.