×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Ahora los mexicanos, pueden convertir a sus difuntos en diamantes

Redacción
~
10 de Junio del 2019 00:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Este método, que ha cautivado a los mexicanos, no es necesariamente con motivos funerarios; pues se puede crear de cabello de cualquier persona, ya que el proceso es similar en todos los casos.
Cortesía / Este método, que ha cautivado a los mexicanos, no es necesariamente con motivos funerarios; pues se puede crear de cabello de cualquier persona, ya que el proceso es similar en todos los casos.

CIUDAD DE MÉXICO.- En México una funeraria ofrece el servicio de convertir a tu ser querido en diamante, a través de una compañía llamada Heart in Diamond proveniente de Reino Unido. 

La funeraria que atiende este tipo de cotizaciones (y realiza el trabajo mediante Heart in Diamond también), es J. García López, la cual es una opción novedosa y ha funcionado como modo de consuelo y una alternativa para lidiar con el duelo.

Este método, que ha cautivado a los mexicanos, no es necesariamente con motivos funerarios; pues se puede crear de cabello de cualquier persona, ya que el proceso es similar en todos los casos.

Según la funeraria, la empresa asegura que los diamantes están garantizados de por vida, además de que cuentan con diversas certificaciones internacionales y en ningún momento se llegará a presentar algún deterioro.

¿CÓMO LO HACEN?

Como primer paso, se hace el pedido, así como una recopilación y envío de las muestras con las que se trabajará el diamante.

Pueden ser cenizas (100 gramos), cabello (2 gramos), cabello y cenizas y otros materiales que no son especificados en los sitios que hablan de los servicios.

Por lo que una vez recopilada y analizada la calidad de la muestra, ésta se instala en una máquina de alta presión y temperatura que recrea de forma artificial las condiciones en las que se crean los diamantes de forma natural.

Las temperaturas en la máquina son de hasta 2 mil grados centígrados y 60 mil atmósferas; cabe destacar que el proceso varía según el color del diamante entre 70 y 120 días, una vez logrado se pule y (afirman), se entrega un certificado de autenticidad.

¿CUÁNTO CUESTA?

Es obvio que no es un proceso barato y los precios tienen un rango enorme de diferencia según lo que desea cada persona o familia; sin embargo, existen cinco tipos de colores entre los cuales elegir: Naranja-amarillo, rojo profundo, amarillo-verde, azul y blanco.

En cuanto a los costos, los más accesibles son para el diamante color naranja-amarillo; que va entre los 18 mil 705 pesos hasta los 387 mil 692 pesos mexicanos, esto dependiendo de los quilates del diamante.

Para el diamante verde-amarillo la opción más barata es de 49 mil 755 pesos (0.10-0.19 quilates) y la más costosa de 422 mil 608 (1.90-2.09 quilates).

El diamante rojo profundo tiene un costo de entre  49 mil 755 hasta los 224 mil 355 pesos; el azul entre 54 mil 743 a 421 mil 361 pesos y el blanco entre 59 mil 731 a 431 mil 337 pesos.