×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Historias humanas

Johan y Sebastián, buscan el sueño futbolístico

David Castañeda
~
13 de Junio del 2019 04:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
David Castañeda / Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
David Castañeda / Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
David Castañeda / Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
David Castañeda / Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
David Castañeda / Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.
David Castañeda / Ambos talentos jóvenes entrenaron con Alejandro Alquicira.

CALERA.- Johan Eduardo González Hernández y Sebastián Zuluaga Rivas son dos jóvenes futbolistas, alumnos del entrenador Alejandro Alquicira, que se unirán a las filas de fútbol profesional; el primero se va a ir al Club Santos y el otro a un equipo de segunda división en Mazatlán, Sinaloa.

Johan es un joven de 16 años, originario de la comunidad de Toribio y desde su infancia comenzó a practicar el fútbol y descubrió que se le facilitaba y que tenía las habilidades para practicarlo.
En su comunidad, el atleta se dedicaba a estudiar y trabajar como ayudante en una tienda de abarrotes; y a pesar de lo difícil que fue no dejó de seguir sus sueños, que son el fútbol y convertirse en un ingeniero en mecatrónica.

A temprana edad, los 12 años, quiso lograr un paso más en el deporte y conoció a su actual entrenador, quien lo orientó para poder lograr un pase a las fuerzas básicas del Club Santos Laguna.

Este mes se fue a Torreón, al Territorio Santos Modelo, para entrenar y pulir sus habilidades en la categoría sub 20.

Mientras que Sebastián, de 20 años, es originario de Palmira Valle del Cauca Colombia; aunque la tierra de plata y cantera lo recibió con los brazos abiertos después de no que no hubo oportunidad de destacar en su tierra natal.

El joven talento asegura que, desde niño, quiso dedicarse al fútbol; sin embargo, el proceso para llegar hasta donde está no ha sido fácil, pues hasta tuvo que dejar a la familia atrás para seguir con el sueño deportivo.

A pesar de ello, encontró en tierras zacatecanas un padre mexicano, como suele decirle de cariño a su entrenador, quien ha sido una parte muy importante en su carrera deportiva y profesional; además quien le ha dado la mejor enseñanza que ha tenido: sé una persona humilde noble y entregado.

“El que persevera alcanza “, dijo convencido Sebastián y para muestra él mismo es un ejemplo, pues a base de disciplina y mucha convicción logró ingresar a un equipo profesional de la segunda división.


Sebastián se va a ir al equipo de Pacific’s de Mazatlán, en donde comentó que seguirá trabajando arduamente para llegar lo más alto posible.