×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Desprotegidas, las obras de los museos

Dayana Pinedo
~
20 de Junio del 2019 10:41 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Fachada Del Museo Rafael Coronel.
Miguel Alvarado / Fachada Del Museo Rafael Coronel.

ZACATECAS.- Obras millonarias y exposiciones de carácter nacional corren el riesgo de ser robadas debido a que una sola persona se encarga de la vigilancia de los recintos artísticos e históricos más importantes en de la capital.

Imagen realizó una investigación en los museos Rafael Coronel, El Universo de Pedro Coronel, El Museo de Arte Abstracto Manuel Felguérez, el Museo Zacatecano, el Museo Toma de Zacatecas y el Museo Francisco Goitia para conocer el número de vigilantes que resguardan la seguridad de las valiosas obras de arte.

En todos estos, un solo guardia, por cada recinto, vela por la seguridad de los acervos artísticos durante la noche, a excepción del Francisco Goitia que mantiene tres vigilantes durante el cierre del espacio, de acuerdo con su directora, Adela Bañuelos.

El titular del Instituto Zacatecano de Cultura (IZC) “Ramón López Velarde”, Alfonso Vásquez Sosa, aseguró que los encargados de dichos espacios no han emitido alguna queja formal respecto al número de guardias que tienen en sus instalaciones.

Sin embargo, mencionó que sí se han dado casos en los que sustraen artefactos de considerable valor, uno de ellos fue recientemente en el Museo Zacatecano.

“Tuvimos recientemente en el Museo Zacatecano una observación de piezas que fueron sustraídas, todo quedó registrado en cámaras, fue muy fácil identificar a quien lo hizo y ya las piezas están de regreso”, señaló Vásquez Sosa.

Explicó que fueron entre dos a ocho llaves antiguas y dijo que el mismo día que se detectó el robo, se dio parte a las autoridades, por lo que se procedió a la revisión en cámaras y, afortunadamente, se recuperó el material.

Aseguró que estos espacios tienen custodios del IZC, pero también hay algunos contratados de manera privada ya que cada museo tiene un esquema distinto.

“Por ejemplo, el Museo Pedro Coronel y el Manuel Felguérez mantienen algunas colecciones del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA), por lo que hay convenios para su seguridad, así que se contratan empresas ajenas”, puntualizó.

De igual forma, señaló el asalto que se dio al Francisco Goitia, durante la administración de Lourdes Fava, donde se sustrajeron dibujos del artista Julio Ruelas, en el que aseguró que se procedió al mismo protocolo y se recuperaron las piezas.

Aseguró que el mecanismo que se ha usado en estos casos ha sido efectivo, por lo que cree que “no es grave el problema que tengan los museos en cuanto a la seguridad”.

Adela Bañuelos, actual directora de este último recinto, explicó que  todo el día hay seguridad; cinco guardias en las diferentes salas mientras el museo está abierto, tres durante el cierre y uno todo el día que realiza rotaciones de horario.