×
×
×
×


Búsqueda


Introduzca su búsqueda



X

Historias humanas

María Elena viste a las mujeres de ilusiones

Ángel Martínez
~
11 de Julio del 2019 04:00 hrs
×


Compartir



Liga Corta




Los accesorios los hace con sus propias manos.
Ángel Martínez / Los accesorios los hace con sus propias manos.
Los accesorios los hace con sus propias manos.
Ángel Martínez / Los accesorios los hace con sus propias manos.
Los accesorios los hace con sus propias manos.
Ángel Martínez / Los accesorios los hace con sus propias manos.

FRESNILLO.- María Elena Contreras Talavera se ha dedicado al comercio desde que era pequeña; pero jamás imaginó que vendería vestidos y todo lo que necesitan las mujeres para que ese día especial se inolvidable.

A los 6 años María Elena ayudaba a su padre a vender, acomodar y empaquetar en un almacén y que con el paso de los años vio que era una oportunidad de conocer más personas, aprender cosas nuevas y lo convirtió en su forma de vida.

La originaria de Valparaíso llegó a Fresnillo a los 12 años para continuar con el oficio que le heredó su padre. Inició con la venta de prendas de mujer; pero conforme pasó el tiempo decidió vender ropa para bebé, para bautizo, vestidos y accesorios para ceremonias de 3 años, Primeras Comuniones y Confirmaciones.

María Elena afirmó que es un orgullo y satisfacción que sus tres hijos se hayan interesado en el oficio del comercio y que también se dediquen a esta actividad.

“Para mi representa un gran crecimiento dedicarme a esta actividad, nosotros iniciamos con una tiendita hace más de 25 años y ahora tenemos tres locales, es un negocio familiar”, dijo.

Detalló que ella realiza los tocados, las canastas y las velas que son ofertadas en su negocio, pues las manualidades le gustan. Además, da un toque único para los vestidos que se ofertan, pues al elaborarlos ella misma aseguró que les brinda diseños únicos.

“Para nosotros la mejor temporada de ventas era diciembre; pero conforme pasa el tiempo, la situación cambió y ahora es en mayo y junio”, agregó.

María Elena explicó que la mayoría de sus clientes provienen de las diversas comunidades aledañas a Fresnillo y en comparación con años atrás se tiene mayor competencia, lo que calificó como algo positivo, ya que eso obliga a “brindar mejor servicio y calidad a los clientes”.